Pakistán liberará a otros siete presos talibanes para facilitar un proceso de paz dirigido a alcanzar una solución política a la guerra en la vecina Afganistán, anunció el sábado el Ministerio de Relaciones Exteriores.

El comunicado no aclaró si ya los liberaron o estaban en proceso. Otros 26 detenidos talibanes han sido soltados en el último año en un intento por revivir el proceso de paz, pero algunos se preguntan si los liberados tienen suficiente influencia para convencer al Talibán de negociar. También existe la preocupación de que algunos ex prisioneros puedan regresar a la lucha.

El Ministerio de Relaciones Exteriores identificó a los siete detenidos talibanes como Mansoor Dadullah, Said Wali, Abdul Manan, Karim Agha, Sher Afzal, Gul Muhammad y Muhammad Zai.

No está claro por qué Islamabad, que tiene vínculos históricos con los talibanes afganos, pero está peleando contra su propio brazo del movimiento militante, arrestó a los hombres en un principio.

El más conocido al parecer es Dadullah, quien fue capturado en febrero de 2008 por las fuerzas paquistaníes en Baluchistán. Sin embargo, poco se sabe acerca de los otros seis detenidos, las circunstancias de su captura y cuánto tiempo han estado bajo custodia paquistaní.

Incluso el estado de Dadullah entre los talibanes afganos no estaba claro. The Long War Journal, que rastrea la actividad militante en Afganistán y Pakistán, informó en 2008 que los líderes talibanes afganos lo relevaron de su mando en el sur de Afganistán, aunque Dadullah lo negó.

La liberación se produce menos de dos semanas después que el presidente afgano Hamid Karzai visitó Pakistán para discutir las negociaciones de paz.