Paraguay: familia de liberado por guerrilla pide dinero

La familia del joven paraguayo liberado por la guerrilla tras 267 días de cautiverio habilitó una cuenta en un banco para recibir donaciones que ayuden a honrar los préstamos que solicitó para pagar el rescate.

Rosinei Fick, hermana dela víctima, dijo en su cuenta de Facebook que "después de tanto sufrimiento tuvimos la alegría de tener a Arlan (Fick) en casa sano y salvo pero es momento de pensar en la forma de pagar las deudas".

Agregó que "a pesar de ser una familia trabajadora necesitamos de la ayuda de todas las personas de buen corazón que quieran ayudarnos. Estaremos infinitamente agradecidos".

El hacendado Alcidio Fick, padre del joven secuestrado, dijo en conferencia de prensa que "tengo una deuda 550.000 dólares con bancos comerciales, pagaderos en un plazo de cinco años. Seguiré trabajando pero es mucho dinero".

El grupo rebelde Ejército del Pueblo Paraguayo secuestró al joven el 2 de abril de 2013 en las afueras del pueblo Azotey, en el departamento norteño de Concepción, y dos días después recibió 500.000 dólares como rescate. A su vez, obligó a la familia a distribuir alimentos no perecederos entre la población pobre de dos comunidades cercanas a Azotey, por 50.000 dólares.

A pesar del pago del rescate, el joven recién fue liberado el 25 de diciembre pasado.

La banda armada mantiene aún en su poder a un policía capturado el 5 de julio.

Para dejarlo en libertad propuso al gobierno el canje por seis de sus compañeros encarcelados. El plan fue rechazado por las autoridades.

El Ejército del Pueblo Paraguayo comenzó a operar en 2008 en los norteños departamentos de San Pedro, Concepción y Canindeyú atacando a puestos policiales, militares y haciendas. Desde entonces mató a tres militares, 13 policías y 24 civiles.