Los sobrevivientes se agrupan tras violencia tribal en India

Rina Vor estaba acostando a sus hijos pequeños en su poblado del remoto nordeste indio cuando oyó los disparos fuera. Reunió a sus hijos y huyó a un lugar seguro.

El jueves estaba sentada apiñada con sus hijos en una iglesia junto a otros cientos de sobrevivientes de una masacre rebelde en la que murieron 72 miembros de la tribu adivasi.

Los ataques se produjeron el martes por la noche en los distritos de Sonitpur y Kakrajhar, en el estado de Assam. Según la policía, rebeldes que formaban parte de una facción del Frente Nacional Democrático de Bodoland abrieron fuego contra las víctimas en cinco ataques coordinados.

Now Vor y otros como ella están refugiados en la iglesia y en una escuela vecina, demasiado asustados para volver a casa pero también preocupados por sus viviendas y sus pertenencias.

"No habrá celebración de Navidad para nosotros", dijo llorando.

Los adivasi son una mezcla de hindúes y cristianos, y muchos, como Vor, se estaban preparando para las Navidades cuando se produjo el ataque.

En la escuela, Sanjlai Hemrom, de 7 años, parecía asustado y traumatizado, sentada en silencio con su hermano pequeño. Los vecinos dijeron que los niños habían perdido a sus padres en los ataques.

El jueves se mantuvo el toque de queda en los distritos afectados, aunque no hubo noticias de más violencia, indicó S.N. Singh, agente de policía local.

Los rebeldes bodo llevan décadas luchando para labrarse un estado independiente para su tribu indígena, que supone en torno al 10 por ciento de los 33 millones de habitantes de Assam.

En el pasado han realizado ataques contra colonos adivasi y musulmanes, en un conflicto que ha dejado 10.000 muertos, la mayoría civiles, en las últimas tres décadas. El mismo grupo rebelde mató a tiros a 30 musulmanes el pasado mayo.

Muchos de los muertos en los ataques del martes eran mujeres y niños, según la policía. Los rebeldes podrían haberse sentido provocados por las graves pérdidas que han sufrido en recientes operaciones policiales contra la organización, dijo Singh.