Chile extradita a juez argentino

El juez argentino Otilio Romano sería extraditado el miércoles por la noche a su país, donde enfrenta 90 cargos por violaciones a los derechos humanos, informó el jefe de la Interpol chilena.

Romano fue trasladado desde el vecino balneario de Reñaca, 130 kilómetros al noroeste, hasta un cuartel policial de Santiago y de allí al aeropuerto internacional, donde quedó bajo la custodia de agentes de la Interpol argentinos, dijo el subcomisario Fernando Villegas, jefe en Chile de esa policía internacional.

Los agentes argentinos lo trasladarían el miércoles por la noche a Mendoza, ciudad desde la que huyó en 2011.

El embajador de Argentina en Chile, Ginés González García, también confirmó la noticia a través de Twitter.

La justicia argentina acusó a Romano de 34 delitos de privación ilegítima de la libertad con desaparición forzada, 26 delitos de privación ilegítima de la libertad, 36 delitos de tortura, uno de allanamiento ilegal y uno de denegación de justicia.

El juez huyó a Chile y pidió asilo político, que le fue negado en mayo de 2012. Desde entonces permanecía bajo arresto parcial en su casa de Reñaca.

La justicia argentina inició una investigación contra Romano y otros jueces después que una pareja los denunció en 2010 por no actuar en varias causas relacionadas con violaciones a los derechos humanos entre 1975 y 1983, en las que no ordenaron terminar detenciones ilegales que concluyeron con la desaparición forzada de al menos 34 personas.