Eliseo Medina, un destacado activista a favor de una reforma migratoria, anunció el miércoles que deja su puesto como uno de los dirigentes del Sindicato Internacional de Empleados de Servicio, que lo vio erigirse de organizador a uno de los líderes sindicales más importantes del país.

El sindicato anunció a través de un comunicado que después de 27 años de servicio, Medina se jubilará el 1 de octubre y dejará su puesto de secretario y tesorero internacional de la organización. El mexicano de 67 años, sin embargo, dijo que planea dedicarse de lleno a luchar por una reforma migratoria y que lo seguirá haciendo a través de la misma organización, indicó.

"Mi retiro es como secretario tesorero del sindicato, no de la lucha. La lucha sigue y espero seguir poniendo mi granito de arena", dijo Medina a The Associated Press. "Uno llega a una etapa en su vida en la que hay que avanzar a la fase que sigue y para mí la reforma migratoria ha sido una lucha muy importante. Entonces el retirarme me libra para poder dedicar todos mis esfuerzos a luchar por ganar esta reforma migratoria".

El Senado aprobó en junio un proyecto de ley que permite a inmigrantes sin papeles que cumplan una serie de requisitos y realicen varios pagos la opción de naturalizarse. La cámara baja, sin embargo, no ha debatido aún ese proyecto.

A través de los años, Medina se ha convertido en uno de los activistas más influyentes del movimiento a favor de la reforma a las leyes de inmigración. Hijo de bracero que trabajó en el campo desde pequeño y dedicó su vida al sindicalismo, Medina es hoy uno de los principales promotores de los derechos de los inmigrantes sin papeles.

Daniel Coates, un activista en Nueva York que se dedica a ayudar a inmigrantes, describió a Medina como "uno de los grandes".

"No estaríamos aquí el día de hoy, con una propuesta de reforma en el Senado y en camino a la Cámara de Representantes" si el Sindicato "no hubiera hecho la campaña que ha hecho, liderada por Eliseo Medina", opinó Coates, que trabaja en la organización Se Hace Camino Nueva York.

Nacido en Zacatecas, Medina llegó a Delano, California, a los 10 años con su familia. A los 19 participó en la famosa huelga en Delano del gremio de trabajadores del campo. Como organizador laboral y defensor de derechos civiles, Medina trabajó junto a figuras como el también activista César Chávez y acabó ocupando la vicepresidencia de Trabajadores Agrícolas Unidos.

Su carrera con el Sindicato Internacional de Empleados de Servicio empezó en 1986. El sindicato cuenta en la actualidad con 2,1 millones de miembros en Canadá, Estados Unidos y Puerto Rico.

Medina dijo que cuando mira atrás y evalúa su pasado sindicalista lo hace con "mucho orgullo".

"Hemos logrado un cambio en la vida de millones de personas, en los trabajadores del limpieza, en los trabajadores de cuidado en casa, los que trabajan con ancianos... Estos son trabajadores que siempre han vivido en la pobreza y que cuando se sindicalizaron empezaron no sólo a salir de la pobreza, sino también a ganar el respeto que merecen", dijo Medina.

_____________________

El corresponsal E.J. Tamara colaboró con esta nota desde Los Ángeles.

Claudia Torrens está en Twitter como http://www.twitter.com/ClaudiaTorrens