Frederik Pohl, que durante décadas ganó una reputación de ser un escritor de ciencia ficción sofisticado y culto, falleció a los 93 años.

Su esposa, Elizabeth Hull, dijo el martes que Pohl murió el lunes en un hospital después de presentar problemas respiratorios en Palatine, un suburbio de Chicago. La noticia de su muerte fue anunciada primero por su nieta, Emily Pohl-Weary, en un mensaje en Twitter.

Pohl escribió más de 40 novelas. Dos de sus trabajos más conocidos fueron "The Space Merchants", escrito a principios de la década de 1950 junto con Cyril M. Kornbluth, y "Gateway", de 1978, ganador del Premio Hugo para escritos de ciencia ficción. Pohl fue un agente literario y editor antes de publicar sus propios trabajos en revistas de ciencia ficción de la década de 1930. A él se atribuye el lanzamiento de las carreras de James Blish y Larry Niven.

"Es difícil resumir en pocas palabras la importancia de Frederik Pohl al campo de la ciencia ficción", dijo el editor de Pohl, James Frenkel, en un obituario publicado por la familia. "Contribuyó positivamente al florecimiento del sector desde mediados hasta fines del siglo XX, y es difícil poner en duda que este campo sería mucho más pobre sin su talento y extraordinario trabajo como editor de revistas y libros, como colaborador y autor individual".

La carrera de Pohl comenzó en 1937 con la venta de un poema, "Elegy to a Dead Satellite: Luna" a la revista Amazing Stories. Siguió adelante para dirigir las revistas Astonishing Stories, Super Science Stories, Galaxy e If, así como una serie antológica original: Star Science Fiction.

Como editor de libros, trabajó en "Dhalgren", de Samuel R. Delaney, y en "The Female Man", de Joanna Russ. Como agente literario, Pohl representó a Isaac Asimov, Algis Budrys, Hal Clement, Fritz Leiber y John Wyndham.

Pohl nació en la ciudad de Nueva York en 1919. A pesar de haber abandonado la escuela secundaria, su ambición era ser un escritor profesional. Sus amigos lo describían como un ávido lector que leía los trabajos de Tolstoi además de revistas de ciencia ficción.

Prestó servicios a las fuerzas armadas estadounidenses durante la Segunda Guerra Mundial y estuvo apostado en Italia. Después de dejar las filas escribió anuncios publicitarios para un editor de pedidos por correo.

Tras convertirse en agente literario nuevamente, Pohl ayudó a Asimov a publicar su primera novela "Pebble in the Sky" (Un guijarro en el cielo) en 1950. Aunque dedicó mucho de su tiempo a escribir en la década de 1970, también fue editor de ciencia ficción en Bantam Books.

En 2009, Pohl lanzó el blog "The Way the Future Blogs", en donde escribió sobre su vida, la comunidad de ciencia ficción, la ciencia, y abanderó la política progresiva.

Elizabeth Hull, profesora emérita de inglés en el William Rainey Harper College y esposa de Pohl durante 29 años, dijo que sus restos serán incinerados y se realizará una ceremonia en su memoria en una fecha en el futuro.

Junto con su esposa, a Pohl le sobreviven un hijo, tres hijas y varios nietos y bisnietos.