Economía de EEUU creció 2,5% en segundo trimestre

La economía de Estados Unidos creció a un ritmo anual del 2,5% en el segundo trimestre, más de lo calculado anteriormente, debido en gran parte a que las empresas estadounidenses exportaron más bienes de los importados.

El Departamento de Comercio informó el jueves que el crecimiento del segundo trimestre del año fue mayor que el 1,7% que reportó el mes pasado. El crecimiento de abril a finales de junio fue más del doble del 1,1% de enero a fines de marzo.

La mejora en el déficit comercial compensó un menor gasto gubernamental.

Los economistas creen que el crecimiento se mantendrá a un ritmo anual cercado al 2,5% en el segundo semestre, ayudado por la sostenida contratación laboral y un efecto menor en la contención del gasto federal. Con todo, algunos creen que mayores tasas de interés quizá moderen la expansión económica en el segundo semestre.

Las tasas de interés podrían subir aún más si la Reserva Federal decide reducir su compra mensual de bonos por 85.000 millones de dólares en su reunión de septiembre. La Fed considerará el crecimiento del segundo trimestre cuando adopte una decisión en septiembre. La compra de bonos ayudó a mantener bajas las tasas de interés a largo plazo.

El economista Paul Ashworth, de la firma Capital Economics, dijo que un crecimiento más enérgico en el segundo trimestre "debería dar a los funcionarios de la Fed más confianza de que la recuperación ha cobrado fuerza a medida que comienza a desaparecer la rémora fiscal".

Agregó que seguramente la Fed frenará ahora la compra de bonos en septiembre, aunque la decisión depende mucho del informe laboral de agosto. El gobierno dará a conocer esas estadísticas la próxima semana.

Ashworth pronosticó que el crecimiento en el tercer trimestre seguramente oscilará en torno al 2,5% con el potencial de una mayor expansión en el trimestre de octubre-diciembre. Empero, aclaró que el pronóstico presume que el gobierno del presidente Barack Obama y el Congreso lleguen a un acuerdo para financiar los gastos federales antes de alcanzar el límite de los 16,7 billones de dólares a mediados de octubre.

El gobierno calcula que la expansión económica calibra los cambios en el producto interno bruto, el mayor índice de la economía. El PIB mide la totalidad de todos los bienes y servicios producidos en Estados Unidos.

La revisión fue realizada tras encogerse en junio el déficit comercial -- información no disponible a los analistas gubernamentales que elaboraron su primer cálculo del crecimiento en el segundo trimestre.