Detienen a jefe de red de caza de rinocerontes

Un piloto, un abogado, un policía y otros integrantes de una red sudafricana acusada de cazar furtivamente a dos decenas de rinocerontes desde hace varios años compareció el lunes ante un tribunal en Pretoria, la capital de Sudáfrica. Se trata de un caso que, de acuerdo con los conservacionistas, muestra el nivel de sofisticación que han alcanzado las redes de caza furtiva que tratan de aprovechar la creciente demanda de cuernos de rinoceronte en países asiáticos como China y Vietnam

La red de caza furtiva operaba en cinco de las nueve provincias de Sudáfrica y estuvo involucrado "en la brutal matanza de 24 ejemplares en reservas privadas y propiedad del gobierno" entre 2008 y 2012, indica una documento de la policía. El grupo también robó 84 cuernos de rinoceronte o los obtuvo por "medios ilegítimos".

Un juez ordenó que el presunto líder del grupo, Hugo Ras, y varios sospechosos más sean detenidos hasta el 8 de octubre, cuando se celebre una audiencia en la que se decidirá si se les deja en libertad bajo fianza y las solicitudes de caución de otros volverán a ser revisadas el martes.

Un total de 10 sospechosos se congregaron en una gran banca del tribunal. Los sospechosos fueron detenidos el 19 de septiembre en operaciones simultáneas en varias provincias luego de una investigación policial que duró un año.

Ras, quien presuntamente dirigió la red durante cinco años, compareció acompañado de su esposa Trudie, quien presuntamente también forma parte del grupo.

Hogar de la mayoría de los rinocerontes del mundo, Sudáfrica batalla para reducir el aumento en la cacería furtiva registrado en años recientes. Algunos en Asia consideran que el cuerno de rinoceronte significa riqueza o es un material curativo, pese a que no hay evidencias de que tenga tal poder. El cuerno está hecho de queratina, una proteína que también se encuentra en las uñas humanas.