Fuentes AP: EEUU respondería a un ataque de Assad

Estados Unidos respondería tomaría represalias contra las defensas aéreas del presidente sirio, Bashar Assad, si éstas se dirigen los aviones estadounidenses que lancen ataques aéreos en su territorio, según dijeron el lunes fuentes destacadas de la Administración Obama.

Las fuentes señalaron que Washington tiene una idea bastante precisa de dónde se encuentran las defensas aéreas sirias, así como sus puntos de mando y control. Si Assad empleara esos recursos para amenazar a las fuerzas estadounidenses, estaría poniendo en peligro sus defensas aéreas. Las fuentes insistieron en mantener el anonimato para comentar la postura del Gobierno sobre el tema.

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, ha autorizado ataques aéreos dentro de Siria dentro de una amplia campaña contra el grupo miliciano Estado Islámico, aunque todavía no se han producido ataques en el país.

Cuando se le preguntó el lunes por la perspectiva de atacar al régimen de Assad si sus fuerzas se ponen como objetivo a las estadounidenses, el portavoz de la Casa Blanca, Josh Earnest, dijo que habría "normas de combate relacionadas con cualquier orden militar que emita el presidente".

"No les sorprenderá saber que hay contingencias relacionadas con la autodefensa cuando se trata de esta clase de normas de combate", dijo.

La mera mención de lanzar ataques en Siria ha subrayado la complejidad de emprender acciones militares estadounidenses dentro de un país sumido en una dura guerra civil. El conflicto ha creado alianzas improbables, y tanto Washington como el régimen de Assad combaten ahora al grupo miliciano Estado Islámico.

Sin embargo, las autoridades estadounidenses han rechazado una coordinación directa con Assad e insisten en que una campaña contra Estado Islámico no reforzará el poder del dictador sirio. Obama ha pedido la autorización del Congreso para entrenar y armar a los rebeldes pro occidentales en el país, con la esperanza de que ambos puedan combatir a Estado Islámico y en un momento dado, al régimen de Assad.

Las fuentes señalaron que Obama lleva varios días llamando a congresistas de ambos países para pedirles que autoricen la misión de formación y equipamiento antes de que los parlamentarios se marchen el viernes para un receso de casi dos meses antes de las elecciones de media legislatura, que se celebran en noviembre.

El auge de Estado Islámico ha puesto a Obama al borde de verse arrastrado al conflicto sirio que ha intentado evitar. Miembros del gobierno han insistido desde hace tiempo en que una de sus preocupaciones con la idea de ataques aéreos contra el régimen de Asad es la formidable defensa aérea siria, que podría poner en peligro a las unidades estadounidenses.

_

Julie Pace está en Twitter como http://twitter.com/jpaceDC