Muchos obstáculos en camino de Rice para regreso

Es un factor que perdura en la vida en la NFL: Si un jugador tiene talento, un equipo va a encontrar lugar para él, no importa lo malo que sea su historial fuera del terreno.

Ray Rice está probando los límites de esa máxima, tanto por lo que hizo como por el hecho de que fue documentado en un video que estará disponible para siempre.

Tras suspenderle por tiempo indefinido, el comisionado de la NFL Roger Goodell dejó la puerta abierta para un regreso de Rice, diciéndole a CBS: "Tendríamos que asegurarnos de que estamos plenamente confiados en que él está lidiando con ese problema. Claramente, él ha pagado un precio por las acciones que ha cometido".

Las segundas oportunidades no son algo nuevo en la NFL. El caso más reciente fue el regreso de Michael Vick tras cumplir una suspensión de dos años por realizar peleas de perros -- un delito por el que estuvo 18 meses en prisión.

En el caso de Vick no hubo evidencia tan visceral y directa como la que está disponible apenas con apretar un botón en el caso de Rice.

Eso, además de lo obvio -- Vick estaba torturando perros, mientras que Rice le dio un puñetazo en el rostro a su prometida -- son diferencias claves que harán el camino de regreso de Rice mucho más difícil, dice el experto en situaciones de crisis Jonathan Bernstein.

Bernstein dice que cualquier idea que tenga el running back de rehabilitar su imagen pública debe centrarse en aspectos fuera del campo de futbol americano.

"Yo diría que se mantenga clandestino, fuera de la vista pública", dijo Bernstein. "Que deje saber por otras personas lo que está haciendo para rehabilitar su conducta, entonces, finalmente, comenzar a involucrarse en actividades caritativas y otros esfuerzos para hacer bien, para mostrar que se preocupa por el tema".

El tiempo permite a la gente olvidar y perdonar, dice Bernstein. Pero añade que es difícil imaginar que un equipo vaya a contratar a un jugador cuya reputación está manchada para siempre por un video que aparecerá cada vez que se escribe su nombre en Google.

"Ha habido ejemplos de personas que cometieron delitos violentos y se salieron con la suya en un tiempo en el que el público podía escuchar una acusación, pero no veía evidencia patente", dijo Bernstein. "En este caso no es así".

Bernstein dijo que estaba sorprendido de que Goodell no hubiese descartado completamente a Rice. "Después de todo lo que ha pasado, es absurdo. Pone en dudas su credibilidad como representante de la NFL", dijo.

La brecha de credibilidad del comisionado ha crecido desde que hizo esa declaración, particularmente luego que The Associated Press reportó que un funcionario de la liga había recibido el video de Rice en abril, lo que contradijo las aseveraciones de Goodell de que la NFL lo había pedido, pero no lo había recibido.

El abogado Harvey Steinberg, que ha representado a numerosos jugadores de la NFL en casos contra la liga, dice que la falta de credibilidad de la NFL pudiera dejar una apertura para Rice, quien pudiera argumentar que se lidió con él arbitrariamente. Inicialmente, Rice fue suspendido por dos partidos. Seguidamente, la NFL creó una nueva política que pide una suspensión de seis juegos por un primer incidente de violencia doméstica. Entonces, Goodell suspendió a Rice por tiempo indefinido, pese a que esa no es una medida prescrita en la nueva política.

"Obviamente, Ray Rice es un paria y es fácil para la NFL deshacerse de un paria", expresó Steinberg. "Es más difícil para ellos decir: 'Tomamos una decisión basada en los hechos'. Lo único que es diferente ahora es que existe un video que es problemático, horroroso y gráfico que confirma lo que ya sabíamos, así que mantenemos nuestra decisión inicial'. Eso es lo que me preocupa".