Nevada ofrece incentivos fiscales a Tesla Motors

El gobernador Brian Sandoval anunció el jueves que Tesla Motors construirá una gran fábrica de baterías en Nevada si los legisladores aprueban para la empresa exenciones fiscales y otros incentivos hasta por 1.300 millones de dólares durante 20 años.

Sandoval dio a conocer las condiciones del acuerdo que negoció con el fabricante de automóviles eléctricos durante una conferencia de prensa en el Capitolio estatal a la que asistió Elon Musk, director general de Tesla, que tiene su sede en California.

El gobernador dijo que se trata de un "anuncio monumental que cambiará a Nevada para siempre".

Sandoval no mencionó el valor total del paquete de incentivos, y al parecer sus declaraciones estuvieron dirigidas a evitar las críticas de quienes consideran demasiado generosos los beneficios fiscales concedidos a la empresa.

"¿Qué si este acuerdo fue bueno para nosotros?", preguntó el gobernador. "Supera la prueba, por mucho".

Después, el gobernador dijo que por cada dólar que Nevada ceda, el proyecto producirá 80 en impacto económico.

"Incluso el economista más escéptico concluirá que este es un gran rendimiento (en una inversión) para nosotros", declaró Sandoval.

Musk declaró ante el auditorio que Nevada no ofreció el mayor paquete de incentivos entre los cinco estados que intentaron quedarse con la fábrica, aunque se abstuvo de precisar cuál lo hizo entre California, Texas, Arizona, Nuevo México y Nevada.

Las consideraciones más importantes no fueron los incentivos, dijo Musk, sino más bien la elevada confianza de que la fábrica estará lista para 2017, seguida de las garantías de que las baterías pueden ser producidas a un costo eficiente.

Después, Musk dijo a la prensa que Tesla dejará de buscar otro estado como alternativa en caso de algún inconveniente en Nevada.

"Nevada es y ya", apuntó.

El gobernador convocará una sesión legislativa especial, lo más pronto el miércoles, para que apruebe el paquete de incentivos.

El costo final del paquete para los contribuyentes dependerá de la actividad económica que genere la fábrica. En el límite más bajo podría alcanzar un valor de 865 millones de dólares, según Steve Hill, director ejecutivo de la Oficina de Desarrollo Económico de Sandoval.

Hill proyectó que la fábrica podría generar 100.000 millones de dólares para la economía de Nevada y crear directa o indirectamente 22.000 nuevos empleos en dos décadas.