Colombiano se declara culpable en muerte de agente

Un ciudadano colombiano se declaró culpable el miércoles de haber participado en la muerte de un agente de la DEA en Bogotá.

Julio Estiven Gracia Ramírez, de 31 años, se declaró culpable de complicidad en el asesinato de una persona protegida internacionalmente y de asociación delictuosa.

Gracia presentó su declaratoria en la corte federal en Alexandria; será sentenciado el 5 de diciembre.

Gracia es uno de siete colombianos extraditados a Estados Unidos por cargos relacionados a la muerte por apuñalamiento del agente de la DEA James "Terry" Watson, de 43 años, en 2013.

Los colombianos se hacían pasar por taxistas y estaban tratando de realizar a Watson el llamado "paseo millonario", en el cual la víctima es obligada a retirar dinero en efectivo de sus cuentas en varios cajeros automáticos, dijeron las autoridades. Funcionarios no creen que el asesinato estuviera vinculado al trabajo de Watson en la agencia antidrogas.