Paraguay: guerrilla quema casa de peones de finca

La casa de peones de una hacienda del norte de Paraguay fue destruida por un incendio atribuido a integrantes de la guerrilla, según informó el miércoles el fiscal Joel Cazal.

La banda rebelde entregó una tarjeta de memoria de un teléfono celular a los peones, la mayoría indígenas, para que su contenido se difundiera pero las autoridades todavía no lo dieron a conocer.

El establecimiento ganadero atacado se encuentra en la aldea Arroyito, departamento de Concepción, a 440 kilómetros al norte de Asunción.

"Creemos que el ataque fue del EPP, por las características del hecho", expresó Cazal. Las siglas EPP corresponden al Ejército del Pueblo Paraguayo, que opera en el norte desde 2008 y que desde entonces ha matado a tres militares, 13 policías y 22 civiles.

La patronal Asociación Rural del Paraguay en su página digital afirmó que "es incomprensible que hallándose en la zona las denominadas Fuerzas Conjuntas (policías y militares), un grupo radicalizado se movilice con total impunidad cometiendo atropellos, actos vandálicos y crímenes de lesa humanidad".

Los rebeldes mantienen en cautiverio desde el 2 de abril a Arlan Fick, de 16 años, por quien sus padres pagaron un rescate de 500.000 dólares pero no fue liberado. Además, mantienen su poder al policía Edildo Morínigo, capturado el 5 de julio último.