Dominicana: postergan análisis caso exnuncio

Un tribunal de República Dominica postergó el martes el comienzo de análisis de pruebas de supuesta pederastia del exnuncio apostólico Józef Wesolowski porque el abogado de oficio dijo no conocerlo y exige su presencia.

Rodolfo Valentín, asignado por el estado para defender al exdiplomático vaticano dijo a periodistas que "debe estar notificado y presente".

A Wesolowski el Vaticano retiró en 2013 de República Dominicana por su presunta vinculación con la violación sexual de menores de edad durante su periodo como representante papal.

Valentín presentó el martes una apelación para que el tribunal de instrucción a cargo del caso no comience el análisis del expediente ni interrogue a las presuntas víctimas sin la presencia de Wesolowski.

La fiscal de Santo Domingo, Yeny Reinoso, había insistido que no era necesaria la presencia del acusado para comenzar el análisis de pruebas.

El juzgado anunció que esperará que la apelación sea resuelta.

El tribunal tenía previsto comenzar la tarde del martes el análisis del expediente a fin de determinar si existen pruebas suficientes para abrir el juicio penal.

La fiscalía de Santo Domingo presentó lo cargos contra Wesolowski a finales de agosto, luego de que el Vaticano confirmó que había quitado su inmunidad diplomática.

Wesolowski, de 66 años, permanece en el Vaticano desde agosto del 2013, cuando fue retirado del país poco antes de que la prensa local difundiera rumores que lo vinculaban al con el abuso sexual de varios adolescentes que trabajaban como limpiabotas en una zona del malecón de Santo Domingo.

En junio de este año, un tribunal de la Santa Sede lo halló culpable por la violación sexual de menores de edad y lo expulsó del sacerdocio. La apelación del exdiplomático en el Vaticano será discutida en octubre.

Aunque la Procuraduría dominicana realizó una investigación sobre el presunto abuso sexual y entregó todo el expediente al Vaticano, no había presentado cargos en tribunales locales porque cuando el exnuncio fue retirado del país gozaba de inmunidad diplomática y aún no se conocían las denuncias.

Hasta ese momento, sólo el cardenal Nicolás de Jesús López y otros miembros de la jerarquía católica dominicana conocían las versiones que lo vinculaban con la violación de adolescentes.

Francisco Domínguez, procurador dominicano, reconoció las dificultades para que Wesolowski sea procesado por tribunales dominicanos, ya que el país no cuenta con tratados de extradición ni con el Vaticano, ni con Polonia, de donde es originario.

"Lo más importante es que en este caso haya una sanción", ya sea en la Santa Sede o en Polonia, dijo el funcionario a periodistas. "Ese señor debe pagar los hechos que cometió, la violación que cometió".