Apelan testamento de millones a Legión de Cristo

Abogados que disputan el testamento de una viuda que dejó unos 60 millones a una deshonrada orden católica conservadora están tratando de nuevo de que se considere su causa, presentando documentos en la corte para conseguir que se permita que la sobrina de la mujer demande.

Los documentos, presentados el miércoles en el tribunal supremo de Rhode Island, argumentan que Mary Lou Dauray tiene el derecho a intervenir en el patrimonio de su difunta tía, Gabrielle Mee, una católica devota que dejó la mayor parte de su fortuna a la Legión de Cristo. Mee falleció en el 2008.

Los abogados buscan anular un fallo del juez superior Michael Silverstein, quien rechazó la demanda de Dauray el año pasado, diciendo que ésta no tenía derecho a demandar. Pero dijo al mismo tiempo que existía evidencia de que Mee había sido persuadida indebidamente para dar su dinero a la orden y detalló cómo la legión tomó gradualmente control de las finanzas de la mujer.

Una investigación de la iglesia determinó que el fundador de la legión, el sacerdote mexicano Marcial Maciel, había abusado sexualmente de seminaristas y tuvo tres hijos. El Vaticano tomó las riendas de la orden en el 2010 y el papa Benedicto XVI ordenó una reforma total.

Los abogados de Dauray dicen que Mee fue defraudada por una orden cuyos líderes orquestaron una gestión para ocultar las malas acciones de su fundador de su tía. Silberstein dijo al descartar la demanda que evidencia presentada en la corte creaba alarma porque Mee transfirió millones a "líderes religiosos clandestinamente dudosos".

En los documentos presentados el miércoles, los abogados de Dauray argumentan que ésta está interesada legalmente en el patrimonio de Mee y que el testamento más reciente de Mee fue obtenido por medio de fraude y presiones indebidas de la legión.

Silverstein dijo en su fallo en parte que Dauray afirmó no tener interés cuando dijo durante una audiencia que no deseaba para sí nada del patrimonio de Mee, sino que quería que fuese entregado a organizaciones caritativas. Los documentos presentados el miércoles argumentan que ese comentario no debería ser interpretado como que Dauray no tiene interés en el testamento.

La legión deberá presentar una respuesta ante la corte para agosto. La orden no había estudiado aún los nuevos documentos, pero espera prevalecer, dijo el portavoz Jim Fair.