Peres defiende ofensiva israelí en Gaza

El presidente israelí Shimon Peres admitió el martes que la muerte de civiles en Gaza es un dilema moral para Israel, pero aseveró que no hay otra alternativa si los milicianos islámicos insisten en lanzar cohetes contra el territorio israelí.

"Tenemos un dilema moral, pero no tenemos una respuesta moral", declaró Peres en entrevista con The Associated Press.

"Si nos disparan, si no dejan que duerman las madres y los niños, ¿qué podemos hacer?", expresó.

Peres, quien ha abogado por la paz con los árabes durante décadas, parecía sombrío en la entrevista, en que justificaba la más reciente ofensiva.

Sin embargo, lucía firmemente optimista para el largo plazo, vaticinando que Hamas eventualmente aceptará una tregua con Israel debido al sufrimiento de su propio pueblo y al aislamiento al que ha sido sujeto.

En cuanto a la tregua "no creo que haya terminado", dijo Peres. "Creo que (los de Hamas) están divididos. La situación en Gaza es difícil, terrible, trágica. Y no pueden dejarla así... Ven con sus propios ojos el precio del terrorismo... Nadie les va a dar alimentos por lanzar cohetes. Esa no es una vocación, esa no es base para una economía".

Peres además elogió al líder palestino Mahmud Abás como "un líder serio que está listo para hacer las paces y con quien, creo yo, podemos hacer las paces".

Peres, ganador del Premio Nobel de la Paz en 1994, lamentó la situación en el mundo árabe, en que "terroristas están destruyendo país tras país, sin visión alguna".

"El daño que estos terroristas le están infligiendo al mundo árabe es inimaginable", sostuvo Peres. "Son pequeños grupos terroristas siguiendo sus propios designios, su propia visión, su propia política".

"En el fondo de sus corazones, estoy seguro, los árabes saben que el problema no es Israel. Israel no es problema ni amenaza para nadie", sostuvo.