Corte alemana libera a presunta exguerrillera

Una corte alemana ordenó la liberación de una mujer francesa acusada de participar en el asesinato de un político conservador chileno por un grupo guerrillero, pero se negó el viernes a explicar las razones de su decisión.

Chile había pedido a Alemania que extraditara a Marie Emmanuelle Verhoeven, arrestada el viernes cuando intentaba abordar un vuelo de Hamburgo a Dubái. Era prófuga de la justicia desde 1991 por su presunta participación en el asesinato de Jaime Guzmán, dirigente de la Unión Democrática Independiente, un partido conservador chileno.

Una vocera de la corte regional de Hamburgo, Ruth Huetteroth, dijo que los jueces sentenciaron el 6 de junio que Verhoeven no podía ser extraditada y ordenaron su libertad. Se desconoce su paradero.

"En casos de extradición internacional se estudian los aspectos formales, no las denuncias penales", dijo Huetteroth. Se negó a aclarar cuáles podían ser los defectos formales del pedido de extradición chileno.

Verhoeven presuntamente era miembro del Frente Patriótico Manuel Rodríguez, creado en los 80 para combatir la dictadura del general Augusto Pinochet, quien gobernó de 1973 a 1990.

Chile acusa a la mujer de 54 años, conocida también como "Comandante Ana", de asesinato, membresía en una organización terrorista y ataque físico grave seguido de muerte.

La embajada de Chile en Berlín no respondió de inmediato a pedidos de declaraciones.