Alemania vence 1-0 a EEUU, los dos pasan a octavos

Joachim Loew y Juergen Klinsmann se dieron la mano, sonrieron y se dieron palmadas en el hombro, como los buenos amigos que son. Ambos entrenadores tenían buenos motivos para estar satisfechos: sus equipos avanzaron a la segunda ronda de la Copa del Mundo.

La Alemania de Loew venció el jueves 1-0 a la selección de Estados Unidos dirigida por Klinsmann con el cuarto gol del torneo de Thomas Mueller, un resultado que, combinado con el triunfo 2-1 de Portugal sobre Ghana, permitió avanzar a las dos selecciones.

Portugal y Ghana quedaron eliminados en el Grupo G.

Un empate también hubiese bastado, y las conjeturas sobre un posible pacto entre los timoneles resonaron en la antesala. Sin embargo, fue claro que Alemania y Estados Unidos salieron a ganar un partido que se disputó bajo una fuerte lluvia en la Arena Pernambuco.

"Bueno, primero le pregunté (a Klinsmann) por el resultado del otro partido. No lo sabía, y él m e dijo que habían avanzado, y le dije 'me alegra''', relató Loew.

"Era un grupo difícil y los estadounidenses eran un poco los más desfavorecidos. Todos consideraban a Portugal como un favorito para avanzar... (Los estadounidenses) tienen calidad, luchan, pueden correr y son un oponente difícil. Si vences a Ghana, y empatas con Portugal, creo que mereces pasar a la siguiente ronda".

Alemania enfrentará el lunes en Porto Alegre a Argelia, segundo del Grupo H, mientras que Estados Unidos se las verá con el líder de ese sector, Bélgica, el martes en Salvador.

"Es una buena sensación, porque ahora hay un panorama claro para todos. Ahora sólo te tienes que concentrar en ese único oponente del próximo partido... sólo tenemos que hablar de ganarle a un equipo, y por eso estoy emocionado", señaló Klinsmann.

Klinsmann fue el predecesor de Loew y lo tuvo como asistente en la selección alemana que disputó el Mundial de 2006. Después de ese torneo, en el que los anfitriones terminaron terceros, Loew asumió las riendas.

Klinsmann también abrazó a los jugadores de Alemania, algunos de los cuales debutaron en la selección bajo su mando. Mueller debutó en la Bundesliga en agosto de 2008 cuando Klinsmann era el entrenador de Bayern Munich.

Mueller ahora suma nueve goles en sus dos mundiales, después de los cinco que marcó en Sudáfrica 2010, y a sus 24 años se acerca rápidamente al récord de 15 que comparten su compatriota y compañero de selección, Miroslav Klose, y el brasileño Ronaldo.

El gol germano cayó a los 55 minutos, con el zapatazo de Mueller desde el borde del área. Luego que el portero estadounidense Tim Howard se estiró de cuerpo entero para rechazar el remate de Per Mertesacker, Mueller se encontró con el rebote y definió con un derechazo rasante y cruzado.

"Dominamos claramente y no jugamos un mal partido contra un equipo estadounidense en gran condición", consideró Mueller. "Finalmente marqué un gol bonito. De vez en cuando los consigo. Todos somos muy ambiciosos y esta ambición nos puede llevar muy lejos, y trato de aportar en cada partido".

Mueller empató con el argentino Lionel Messi y el brasileño Neymar en la cima de la tabla de cañoneros del Mundial.