EEUU espera sumar ante Ghana

El cielo puede estar despejado el lunes por la noche, cuando Estados Unidos enfrente a Ghana en su primer partido en la Copa del Mundo.

Pero, sea cual sea el clima, la fórmula para avanzar a los octavos de final es clara: sumar al menos un punto en el primer partido.

"Es prácticamente un partido de vida o muerte", dijo el técnico estadounidense Juergen Klinsmann a los fanáticos en la despedida de la selección el mes pasado en Nueva York.

Los estadounidenses nunca han superado la fase de grupos después de perder su primer partido. Sí llegaron a la siguiente etapa tras ganar sus primeros compromisos en 1930 y 2002, y empatar en 1994 y 2010.

"Estadísticamente, las posibilidades de avanzar aumentan considerablemente si puedes sacar uno o tres puntos del primer partido", comentó el mediocampista Michael Bradley, "así que no es un secreto que toda la concentración en este momento es Ghana, y asegurarnos que hagamos todo lo posible para que el 16 de junio cuando entremos a la cancha estemos listos, sabiendo que un buen resultado nos deja en una buena situación".

Hace 24 años, cuando los estadounidenses volvieron al Mundial tras una ausencia de 40 años, el volante Tab Ramos colocó tablas en la concentración del equipo en Italia para tratar de descifrar las posibilidades de avanzar. Ramos ahora es un asistente de Klinsmann, y en la era informática esas estadísticas son fáciles de conseguir.

Desde que la Copa del Mundo empezó su formato con 32 equipos en 1998, el 85% de los equipos que ganaron su primer partido superaron la fase de grupos, según STATS. Esa cifra cae a 58% para los equipos que empataron su primer encuentro, y a 9% para los que comenzaron con una derrota.

Y el nivel de los oponentes de Estados Unidos será más difícil después del debut. Su segundo partido es contra Portugal y el último ante Alemania.

"Si podemos ganar, entonces podemos reagruparnos y pensar en Portugal", indicó el arquero Tim Howard. "No hay motivo para mirar más allá del primer partido. Creo que es importante que sumemos los tres puntos".

Ghana eliminó a Estados Unidos de los dos últimos mundiales, en ambas ocasiones con triunfos 2-1 en la fase de grupos de 2006 y en los octavos de final cuatro años después. Las Estrellas Negras estuvieron a punto de ser el primer semifinalista africano en 2010, pero perdieron ante Uruguay en una definición por penales en los cuartos de final.

Sólo cuatro estadounidenses que jugaron en el duelo de 2010 probablemente sean titulares el lunes: Howard, Bradley y los delanteros Clint Dempsey y Jozy Altidore. Tomando en cuenta la alineación utilizada el lunes en un amistoso contra Corea del Sur, Ghana podría repetir a Jonathan Mensah, Kwadwo Asamoah, Andre Ayew, Kevin-Prince Boateng y Asamoah Gyan.

"Es un equipo talentoso, con ciertos jugadores que te pueden hacer daño en una fracción de segundo si no estás atento", advirtió Klinsmann.

El encuentro es en Natal, donde ha estado lloviendo en los últimos días.