Ecuador: deben pagar 750.000 dólares por muerte

La justicia ecuatoriana sentenció a una clínica de Quito y a un médico cirujano, quien además irá a prisión, a pagar 750.000 dólares por negar atención oportuna en 2009 a una joven francesa herida de bala que finalmente murió.

El Tribunal Sexto de Garantías Penales determinó que la clínica Pichincha debe indemnizar a la familia de la víctima con 742.500 dólares y el médico Carlos López debe pagar 7.500 dólares. El médico fue además condenado a 12 meses de cárcel y otro colega fue suspendido por 12.

El hecho se produjo el 12 de septiembre de 2009 cuando la vulcanóloga francesa Charlotte Mazoyer, tras un asalto, llegó herida de bala a esa clínica. Los amigos y familiares de la víctima denunciaron que no recibió ayuda porque personal administrativo exigía garantías de pago.

Los voceros del centro hospitalario señalaron que prestaron la atención requerida a pesar de lo cual la joven murió y anunciaron la apelación del fallo.

La ley ecuatoriana señala que "los responsables de un servicio de salud que se negaren a prestar atención a personas en estado de emergencia serán sancionados de 12 a 18 meses de prisión".

En otro proceso judicial separado, tres personas se encuentran en prisión acusados del robo y la muerte de Mazoyer.