Obama: Derrota de Cantor no afecta inmigración

Prometiendo no rendirse sobre la reforma integral a la ley de inmigración, el presidente Barack Obama dijo el miércoles que "rechaza esencialmente" el concepto de que la abrumadora derrota de Eric Cantor --líder de la mayoría en la Cámara de Representantes-- en las elecciones primarias republicanas signifique que no se pueda concretar la legislación de inmigración.

"Es interesante escuchar a los expertos y analistas, y a algunos con sentido común, decir que ahora parece imposible cambiar las leyes de inmigración", dijo Obama ante aproximadamente 40 grandes donantes en este suburbio de Boston. "Rechazo esencialmente esto y le diré presidente de la Cámara de Representantes que tiene que rechazarlo (ese concepto)".

Cantor perdió la primaria ante Dave Brat, un profesor de Economía que tiene respaldo del Tea Party. Brat calificó a Cantor de partidario de una amnistía a los inmigrantes que están en el país sin permiso. Cantor apoyó inicialmente una legislación limitada para ayudar a gente joven que llegó a Estados Unidos de manera ilegal siendo niños y argumentó que era un acérrimo opositor a la amnistía.

Josh Earnest, vocero de la Casa Blanca, señaló que el senador republicano Lindsey Graham se participó de manera decidida en la aprobación de la ley de inmigración en el Senado y no obstante ello derrotó el martes por la noche a sus adversarios en la elección primaria de su partido.

Antes de la reunión con los donantes, Obama pronunció un discurso a graduados de una escuela técnica en Worcester, donde dijo que entre 30% a 40% de los estudiantes eran hijos de inmigrantes.

"Uno no lo sabría al mirarlos porque son tan estadounidense como la tarta de manzana", dijo a los donantes. "Ellos están preocupados por la financiación de su educación debido a sus estatus inmigratorio. Ellos se preguntan si esta nación a la que aman tanto los quiere a ellos".

Obama bromeó diciendo que cuando le preguntan qué desea para el Día del Padre o en Navidad o en su cumpleaños, dice que la prioridad en su lista es "una oposición leal, racional" con la que pueda negociar y llegar a un acuerdo.

"Desafortunadamente eso no es lo que estamos viendo en Washington entre los republicanos", agregó.