Surcorea: Policía intenta capturar a magnate

Miles de policías surcoreanos allanaron el miércoles el amplio complejo de una iglesia en un intento para capturar a un multimillonario prófugo en relación con el naufragio de un transbordador en el que murieron o desaparecieron más de 300 personas, dijeron las autoridades.

Las autoridades creen que el hombre de negocios Yu Byung-eun es dueño de la embarcación y que sus presuntos actos de corrupción redundaron en la tragedia ocurrida en abril.

La policía y fiscales han intentado durante semanas detener a Yu y ofrecieron una recompensa equivalente a 500.000 dólares por información que conduzca a su captura.

Yu, de 73 años, es miembro de la llamada Iglesia Evangélica Bautista, a la que los detractores describen como una secta.

Unos 5.000 policías, algunos provistos con cascos y escudos de plásticos, ingresaron en el complejo de esa iglesia en Anseong, en las afueras de Seúl, dijeron agentes que solicitaron el anonimato al citar políticas de su departamento.

Cuatro miembros de la iglesia fueron detenidos por supuestamente albergar a Yu o ayudarlo a escapar, según la policía. Otro miembro de la iglesia fue detenido porque presuntamente intentó obstruir el allanamiento.

Se desconoce si Yu se encontraba en el recinto durante la operación. La policía dijo que continúan intentando localizar y detener a más miembros de la iglesia porque supuestamente han ayudado a Yu.

El lugar, del tamaño equivalente a unas 30 canchas de fútbol, es considerado sede de la iglesia y miles de miembros se reúnen ahí los fines de semana para asistir a servicios religiosos.

El complejo incluye fincas agrícolas, campos, una grana de peces y un auditorio con cupo para 5.000 personas, según informaciones de prensa.

Unos 200 miembros de la iglesia se congregaron, cantaron himnos, agitaron sus puños en el aire y gritaron lemas en su intento por oponerse al allanamiento. Una gran pancarta cerca de ellos decía "Protegeremos a Yu Byung-eun incluso si todos los 100.000 miembros de la iglesia son arrestados". No se informó de hechos de violencia.

___

Ahn Young-joon, fotoperiodista de The Assocaited Press, contribuyó a este despacho desde Anseong, Corea del Sur.