Historia de las víctimas de balacera en California

Un individuo armado comenzó a disparar indiscriminadamente cerca de la Universidad de California, en Santa Bárbara, y mató a seis personas antes de ser abatido. A continuación las historias de cada una de las víctimas, todas las cuales eran estudiantes de la universidad.

___

WEIHAN WANG

Un amigo de la familia dijo que Wang, quien se hacía llamar David, y otros dos estudiantes que compartían un departamento del complejo Isla Vista con Elliot Rodger pensaban mudarse porque no se llevaban bien con él.

"Escuchaba siempre música muy alto en medio de la noche", sostuvo Sherry Fang en declaraciones a KNTV-TV el lunes. "Se quejaron al administrador del edificio y dijeron que se iban a mudar".

"Generalmente no hablan entre sí", expresó la madre de Wang, Jinshuang "Jane" Liu, al mismo medio. "No tienen mucha relación".

La mujer dijo que su único hijo debía pasar el verano en la casa de la familia en Fremont, irse de vacaciones con la familia al Parque Nacional Yellowstone y festejar sus 21 años en julio. La estación indicó que el padre, Charlie Wang, solo atinaba a permanecer en la puerta de la casa, abrazando a su esposa y sollozando.

Wang y sus padres vinieron de China hace diez años. Hizo la secundaria en la Fremont Christian School y estaba estudiando ingeniería de computadoras en UC en Santa Bárbara.

Liu dijo que su hijo era "una dicha para la familia", alguien que aprobó con muy buenas notas los exámenes de la universidad y jamás se pavoneó.

"Daría mi vida para que él volviese", expresó. "Estoy destrozada. No se imaginan lo que sufre una madre".

___

CHENG YUAN HONG

Hong tenía 20 años y era conocido como James. Pasó su infancia en Taipei y estudiaba informática, según su página de Facebook.

Sus amigos dicen que era un estudiante brillante y muy dedicado, siempre dispuesto a ayudar a otros.

"Le sonreía a todo el mundo", dijo Han Chou, quien conoció al joven en la Universidad de California.

Hizo la secundaria en la Lynbrook High School de San José. Su profesor de actuación lo recuerda como una chico tranquilo, que disfrutaba trabajando tras bastidores para facilitar el lucimiento de sus compañeros.

"James era un chico tímido, tranquilo, gentil, dulce, generoso y muy respetuoso", le dijo Laurel Cohen al San José Mercury News del lunes. "No era fácil hacerlo hablar. Pero recuerdo su seriedad, su convicción, su honestidad y, sobre todo, su sonrisa. Iluminaba la sala".

Las autoridades dicen que Hong fue uno de los tres jóvenes encontrados muertos en el departamento de Rodger.

En enero Rodger acusó a Hong de robarle tres velas, valuadas en 22 dólares, según Joyce Dudley, procurador del condado de Santa Bárbara.

Cuando Hong le dijo que no sabía dónde estaban las velas, Rodger llamó a la policía y los agentes encontraron las velas junto a la cama de Hong. Fue detenido y acusado de una infracción menor.

El incidente fue uno de tres contactos que tuvo Rodger con las autoridades antes de la matanza.

___

GEORGE CHEN

Sus padres visitaron un improvisado memorial en homenaje a su hijo, Hong y Wang en Isla Vista el lunes por la noche. Le dijeron a KABC-TV que el condado debía tener leyes más severas sobre la venta de armas para evitar matanzas de este tipo.

"Nosotros podemos morir cien, mil veces, pero no queremos que nuestros hijos sean lastimados", afirmó la madre de Chen, Kelly Wang, entre sollozos.

Un amigo de la familia dijo que Chen, de 19 años, era una persona sensible a la que le gustaba trabajar con los niños.

"Era un chico muy bueno, muy inteligente", expresó Sherry Shih al San Francisco Chronicle del lunes.

Chen también estudiaba informática. Era de Ottawa, Ontario, y cursó la secundaria en la Leland High School de San José.

___

KATHERINE BREANN COOPER

Su amiga Courtney Benjamin dijo que Cooper, quien tenía 22 años, era una pintora extrovertida. Se la conocía como Katie y estaba a punto de completar el ciclo básico de la universidad con un título en historia.

"Decía que era una princesa y eso me encantaba de ella", dijo Benjamin.

Andrew Notohamiprodjo fue maestro de Cooper en un salón de baile hace tres años y luego fue su supervisor. "Era muy divertida", comentó.

Cooper hizo la secundaria en la Ruben S. Ayala High School de Chino Hills.

___

CHRISTOPHER ROSS MICHAELS-MARTINEZ

Michaels-Martínez, de 20 años, estudiaba inglés en Los Osos, California. Era hijo de un abogado y de una subprocuradora de San Luis Obispo y pensaba vivir un año en Londres y cursar abogacía a su regreso, indicó su padre Richard Martínez.

"Fue un gran chico. Pregúntele a cualquiera que lo haya conocido", manifestó el sábado a periodistas.

Amigos de Michaels-Martínez dijeron que era un buen muchacho que le abría las puertas de su casa incluso a extraños.

___

VERONIKA ELIZABETH WEISS

Weiss, de 19 años, cursaba el primer año. Era oriunda de Westlake Village, California.

Su padre Bobby Weiss le dijo al Los Angeles Times que su hija era una muchacha fue hizo cuatro deportes en la secundaria Westlake High School: cross country, béisbol, natación y water polo, al tiempo que descollaba en los estudios, sobre todo en matemáticas.

"Quería ser un genio de las finanzas y resolvía complicados problemas matemáticos", expresó el padre al diario del domingo.

"No hubo un solo día en el que no me sintiese orgulloso de ella", agregó.