Peña Nieto anuncia plan para mitigar desastres

El presidente Enrique Peña Nieto anunció el viernes la operación a partir de este año de un Plan Nacional de Respuesta que articulará acciones de reacción inmediata de los gobiernos federal y locales, así como de los sectores social y privado, ante contingencias y desastres naturales.

Al clausurar la sesión del Consejo Nacional de Protección Civil, el mandatario dijo que este plan se sustentará en el reglamento de la Ley General de Protección Civil recién publicada en el Diario Oficial de la Federación, el cual establece las bases de un sistema de este tipo de protección "moderno, ágil y eficiente", que normará la coordinación entre autoridades y sociedad antes, durante y después de una situación de emergencia.

Derivado del intercambio de experiencias de la Convención Nacional de Protección Civil, el Plan Nacional de Respuesta deberá actuar con base en tres premisas: una gestión integral de riesgos para identificar, controlar o mitigar las afectaciones; una coordinación efectiva entre los tres órdenes de gobierno y los sectores público, social y privado, y finalmente privilegiar la prevención, la respuesta inmediata y la mitigación temprana de los daños.

Por su parte, el gobernador Ángel Aguirre Rivero solicitó a Peña Nieto la creación de un Centro de Estudios y Prevención de Desastres para la Cuenca del Pacífico Central Mexicano, que estaría instalado en el puerto de Acapulco, al que consideró "un espacio natural de estudios y proyectos preventivos, incluso para los efectos del cambio climático".

Durante su intervención, el mandatario local informó haber enviado al Congreso local un decreto que penaliza hasta con 12 años de cárcel a quienes autoricen u otorguen licencias de construcción en zonas de alto riesgo, como es el caso de la zona de humedales en el sur del puerto, que resultó completamente inundada en septiembre pasado por los embates de los huracanes Manuel e Ingrid, que dejaron 102 muertos en Guerrero, según información oficial.

Aguirre indicó que, luego de ser dictaminado por los legisladores locales, el nuevo tipo penal será incluido en el Código Penal y el Código de Procedimientos Penales de Guerrero. La nueva tipificación penal sancionará con pena corporal más severa, sin derecho a fianza ni a liberación anticipada, a los servidores públicos que incurran en la comisión del nuevo delito.

Adicionalmente el gobernador consideró necesario que el Centro Nacional de Prevención de Desastres (Cenapred) certifique a los servidores públicos que laboren en el área de protección civil, con el fin de generar condiciones de especialización en el tema.

Además, anunció que en Guerrero el área de Protección Civil dejará de ser una subsecretaría adscrita a Seguridad Pública para convertirse en una Secretaría de Protección Civil, con presupuesto propio, personal capacitado y bien remunerado.