Obama destaca medidas para energía solar

El presidente Barack Obama anunció el viernes nuevas medidas por parte de empresas, gobiernos estatales y el gobierno federal para emplear la energía solar, las cuales, dijo, beneficiarán a la economía estadounidense y combatirán el cambio climático sin requerir la aprobación de un Congreso renuente.

Entre las secciones de ropa y artículos para patio en una tienda de la cadena Wal-Mart en California, Obama dijo que más de 300 compañías, así como gobiernos municipales y estatales, se han comprometido a emplear energía solar. Es bueno para el país, dijo, antes de añadir que el empleo de la energía solar es más barato y sencillo que nunca.

"Los compromisos que anunciamos hoy demuestran que hay maneras eficaces desde el punto de vista del costo de abordar el cambio climático y crear empleos al mismo tiempo", dijo Obama en un enorme local de Wal-Mart en Mountain View al cabo de una gira de tres días por California.

Tras leer una lista de beneficios económicos y ambientales que atribuyó a la tecnología solar, Obama presentó los compromisos como parte de una campaña más amplia para reducir la dependencia energética, crear empleos en el sector de energía renovable y reducir las emisiones de gases de invernadero que se consideran causantes del calentamiento global.

"Esto es lo que se llama una política con la que todos ganan", dijo el presidente.

También anunció medidas de su gobierno destinadas a acrecentar la eficiencia energética de edificios y artefactos eléctricos. La Casa Blanca dijo que la campaña solar dará energía a 130.000 viviendas y las medidas administrativas podrían reducir la contaminación provocada por el carbón en una magnitud equivalente a retirar de circulación 80 millones de automóviles durante un año.

Obama deploró que los legisladores "no siempre han sido tan visionarios como desearíamos en estos asuntos". Por eso, aseguró, está aprovechando las oportunidades para tomar medidas unilaterales en favor de estos objetivos.

"Desafortunadamente, en Washington, tenemos gente que niega a gritos el cambio climático", dijo Obama. "Pero están perdiendo el tiempo de la gente con un debate que ya está resuelto".

La Casa Blanca dijo que Obama habló en un Wal-Mart porque esta compañía se ha comprometido a duplicar el número de sus proyectos solares en sus locales y centros de distribución, pero al escoger a la gigantesca cadena minorista, Obama generó críticas de sindicatos, que aseguran que los bajos salarios pagados por Wal-Mart son contrarios a la promoción por Obama de la igualdad salarial.

"¿Quién fue el necio en la Casa Blanca que organizó esto?", preguntó en Facebook el ex secretario de Trabajo Robert Reich, funcionario del gobierno de Bill Clinton.