Familias sin techo en Brasil culpan al Mundial

Aproximadamente 5.000 brasileños empobrecidos que ocupan ilegalmente terrenos cercanos al estadio donde se disputará el partido inaugural de la Copa del Mundo dijeron que la construcción del escenario es culpable de los incrementos al precio de la renta que los obligó a dejar sus viviendas.

Las familias se enfrentan a los insectos, la escases de alimento y la falta de privacidad en un terreno de aproximadamente 15 hectáreas (37 acres) en las colinas verdes del este de Sao Paulo.

Los residentes del nuevo barrio de tiendas de campaña ubicado a poco más de tres kilómetros (dos millas) del estadio dicen que la renta en su barrio aumentó como resultado de la fiebre inmobiliaria por el Mundial.

Las familias señalaron esta semana que esperan que el gobierno se compadezca y los ayude a conseguir nuevas viviendas.