EEUU: Fiscalía acusa de tortura a cártel mexicano

Cuatro hombres fueron acusados de secuestrar y torturar a dos personas bajo la sospecha de haberles robado drogas y dinero de un escondite en Saint Paul, anunciaron fiscales federales el martes.

Los secuestradores liberaron a sus víctimas, no sin antes casi cercenar un dedo a una de ellas mientras la interrogaban en la casa, de acuerdo con documentos de la corte.

Los fiscales del estado aseguran que el lugar era controlado por un cártel de narcotráfico mexicano, si bien los documentos no indican cuál y un fiscal federal se negó a comentar al respecto.

Los cuatro hombres fueron acusados de asociación delictuosa para distribuir metanfetamina. Uno de ellos también enfrenta un cargo por uso de arma de fuego durante un delito relacionado con drogas.

"Las acusaciones en el proceso resultan un aterrador recordatorio de la capacidad de violencia de los narcotraficantes", dijo el fiscal federal Andy Luger en un comunicado.

La acusación revelada el martes y otros documentos de la corte señalan que los cuatro hombres sospechaban que las víctimas robaron o sabían quién había robado cerca de 13,6 kilos (30 libras) de metanfetamina y 200.000 dólares del escondite el mes pasado. Los acusados fueron identificados como Jesús Ramírez, de 31 años; y Jonatan Delgado Alvarez, de 22; ambos de Los Angeles; así como Juan Ricardo Elenes Villavazo, alias el Chapo, de 32 años; y Antonio Navarro, también conocido como Tony Sánchez, de 19 años. Estos últimos residían en Saint Paul.

Los acusados liberaron a los dos hombres tras concluir que sus víctimas no sabían lo que había pasado con las drogas, según los documentos.

Navarro y Alvarez fueron arrestados en el exterior de la casa el 15 de abril. Ramírez fue detenido después de una persecución policiaca el 17 de abril en el área de Los Angeles. Villavazo sigue prófugo, dijo la oficina de la fiscalía federal.

La acusación afirma que Navarro y Villavazo operaban la casa mientras que Ramírez y Alvarez viajaron desde Los Angeles el 14 de abril para tratar de recuperar la metanfetamina robada o dinero suficiente para cubrir el robo. Se indicó que secuestraron a los dos hombres en la parte trasera de una vivienda en Minneapolis y los golpearon, les apuntaron hacia la cabeza con un arma de fuego y amenazaron con matarlos a ellos y a sus familiares.

Documentos de la corte indican que Navarro y Villavazo trataron de cercenar el meñique izquierdo con unas tijeras a una de sus víctimas, causando que el hombre se desmayara, mientras que los otros lo sostenían. Los documentos agregan que la víctima luego fue sometida a cirugía pero que se desconoce si recuperó la capacidad de mover su dedo.

Los cargos por secuestro y otros presentados por el estado el mes pasado contra Navarro, Ramírez y Delgado se encuentran en espera del resultado del caso federal, dijo Dennis Gerhardstein, vocero de la oficina del fiscal del condado Ramsey.