Brasil celebra desfile gay; piden acabe prejuicio

Los defensores de los derechos de los homosexuales pidieron la promulgación de una ley en Brasil contra la discriminación, mientras cientos de miles se congregaron el domingo en Sao Paulo para participar en el desfile gay más concurrido del mundo.

La ciudad cerró el tránsito vehicular en su principal avenida para permitir el desfile de carros alegóricos y una multitud exuberante de participantes con disfraces coloridos, zapatos altos y pelucas femeninas.

"Mientras haya discriminación, saldremos a las calles", manifestó el actor Valder Bastos, que es ampliamente conocido como Tchaka, su nombre de travesti. "Peleamos contra los diversos tipos de prejuicio: el racismo, la homofobia. Estamos juntos aquí para demostrar que somos muchos", destacó.

El gobernador de Sao Paulo, Geraldo Alckmin, anunció que restauraría una histórica casona en la avenida Paulista, por donde se realiza el desfile, y lo convertirá en un museo de la historia gay.

Los defensores y organizadores del desfile manifestaron que ya es hora de que se apruebe una ley que prohíba la discriminación contra lesbianas, gays, bisexuales y transexuales (LGBT) en Brasil. La penalización de la discriminación contra los gays reduciría la violencia contra los miembros de esta comunidad, dijeron los defensores.

El año pasado, la presidenta Dilma Rouseff inició un esfuerzo para crear centros que promovieran y defendieran los derechos LGBT y recordó al país el domingo que hay una línea de emergencia que pueden usar para reportar delitos de intolerancia, según un mensaje publicado en su cuenta de Twitter.

Los defensores dijeron el desfile que también desean ver que Brasil apruebe la ley de identidad de género similar a la que rige en la vecina Argentina, donde la gente se puede cambiar de sexo sin necesidad de cirugía ni la aprobación de un juez.