Colombia renovará mandato oficina ONU

Colombia renovará por un año el mandato de la Oficina de la Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, reveló el miércoles la canciller María Angela Holguín tras polémicas declaraciones del presidente Juan Manuel Santos sobre la necesidad de esa representación en el país.

La firma de la renovación será el jueves en Bogotá y aprovechando la visita al país de Navi Pillay, Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, quien llegó el lunes por la noche a Colombia y se quedará en el país hasta el 19 de julio.

"Estamos diciendo que el mandato se va a prorrogar...por un año más", dijo la canciller colombiana a reporteros en el Ministerio del Exterior.

La ministra, que se reunió el martes con Pillay, dijo que lo hacían por un año debido que es lo que resta del gobierno de Santos, quien no ha dicho oficialmente si buscará la reelección por otro cuatrienio de gobierno en los comicios de mayo del 2014.

El anuncio de la ministra se produce luego que la víspera el presidente Santos dijo que estaba analizando si prorrogaba el mandato de esa Oficina de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos porque "Colombia ha avanzado lo suficiente para decir que no necesitamos más oficinas de derechos humanos de las Naciones Unidas en nuestro país".

El planteamiento del mandatario generó de inmediatos críticas de los principales grupos no gubernamentales por considerar que en Colombia, como vive aún un conflicto armado interno, se producen violaciones a los derechos humanos.

"Contrario a las afirmaciones del gobierno y a partir de diferentes investigaciones realizadas no solo por nuestras organizaciones sino por informes internacionales, sabemos que las múltiples violaciones de DDHH han aumentado y que continúan siendo cometidas", indicó el miércoles en un comunicado el Movimiento de Víctimas de Crímenes de Estado o Movice.

La oficina del Alto Comisionado de la ONU para los Derechos Humanos inició operaciones en Colombia en 1997 y desde entonces distintos gobiernos han renovado su mandato por distintos períodos, desde un año a cuatro.

El mandato vigente de cuatro años expira el próximo 31 de octubre, según ha dicho la ONU.

La Comisión de Derechos Humanos de la ONU "consideró en 1996 que la situación en Colombia era muy grave y que las recomendaciones de sus mecanismos eran apenas aplicadas. Con la venia del gobierno colombiano la Comisión pidió que se estableciera cuanto antes una oficina permanente en Colombia. Es decir que la presencia de la Alta Comisionada en el país no se debió a una concesión del gobierno, sino a un mandato del principal órgano de las Naciones Unidas en derechos humanos", indicó a su turno la llamada Plataforma de Derechos Humanos y Paz, conformadas por cerca de 900 organizaciones no gubernamentales.