El Salvador: Pandillas se han expandido

Las autoridades se Seguridad Pública de El Salvador denunciaron el lunes que las pandillas han expandido su organización, la presencia territorial, la penetración social e institucional, han adquirido más armamento de uso militar y están involucrados en mayor actividad con el narcotráfico.

"La Policía Nacional Civil cuanta con información y evidencia de que las pandillas han aumentado su actividad delictiva", afirmó el ministerio de Justicia y Seguridad Pública a través de un comunicado publicado en los periódicos del país.

Las autoridades denunciaron y condenaron los recientes ataques armados contra agentes de la policía, con el saldo de un policía muerto y tres heridos. También se confirmó el asesinato de un empleado administrativo del Centro Penal de Ilopango y el ataque armado contra la delegación policial en el municipio de Quezaltepeque, al oeste de la capital.

"Este no es un ataque a la Policía, es un ataque al sistema de vida. Este es un ataque al país. No puede ser que grupos delincuenciales nos pongan en una situación difícil al país y nos amedrenten", dijo a la televisión local el director de la Policía, Rigoberto Pleités.

Según las autoridades de seguridad, "existen lineamientos de algunos grupos pertenecientes a las pandillas de atacar directamente a policías, militares y empleados públicos, esto con el objetivo de presionar al nuevo gobierno, que tomará posesión en junio próximo".

Recientemente el director del estatal Instituto de Medicina Legal, Miguel Fortín Magaña denuncio el incremento de homicidios y de la violencia por parte de las maras o pandillas y reiteró que "la tregua nunca funcionó" porque nunca ha habido un cambio en la conducta de las pandillas.

Según estadísticas de la policía, del uno de enero al 7 de abril, se han registrado 47 atentados contra miembros policiales y en el mismo periodo de 2013, se contabilizaron 30. Los homicidios también se han incrementado en el primer trimestre de 2014 a un promedio de 8,9 comparados con el mismo periodo del año anterior que eran seis al día.

Según cifras de la policía, el sábado y domingo se registraron 19 homicidios en todo el país.

Según los registros de la policía, en 2012 se contabilizaron 2.543 homicidios, y en 2013 hubo 2.492 muertes violentas.

Más del 50% de los homicidios que se cometen en el país se atribuyen a las pandillas, y el 35% de las víctimas corresponde a miembros de esas estructuras criminales.

En la primera semana de marzo de 2012 los líderes de las pandillas Mara Salvatrucha MS13 y Barrio 18 acordaron una tregua luego de que en esa época se registraban al menos 14 muertes por violencia al día.

En El Salvador, las pandillas establecidas en populosos barrios del país están integradas por más de 70.000 jóvenes y adolescentes. Más de 10.000 están presos.