Dufner empata récord en un major, con 63 en el PGA

Jason Dufner tuvo una ronda impresionante después de lograr un eagle en el segundo hoyo. Luego, el jugador de carácter sereno apenas mostró un asomo de emoción durante su implacable marcha hacia el libro de records.

Cuando Dufner tenía la oportunidad de realizar algo que nadie había conseguido --firmar tarjeta de 62 golpes en una ronda de un campeonato major_, la envergadura del momento finalmente le cayó encima.

Dufner se quedó corto por 45 centímetros (18 pulgadas) en un putt para birdie de 3,6 metros (12 pies), terminando la ronda con 63 golpes, siete bajo par, para empatar el viernes en el Campeonato de la PGA la marca para un major.

"Mostré un poco de nerviosismo ahí", admitió. "Es un momento en el que uno debe acertar, cuando se tiene una oportunidad de hacer historia. Pero pude realizar dos putts y compartir un poco de historia".

Ciertamente, fue una ronda tremenda.

¿Y Tiger Woods? Finalizó con un bogey una ronda decepcionante, y al parecer seguirá estancado en su larga racha sin ganar un torneo grande.

Dufner se convirtió en el duodécimo jugador que termina con 63 golpes una ronda del Campeonato PGA. Steve Stricker era quien lo había realizado más recientemente: en la primera ronda hace dos años en el Atlanta Athletic Club.

En general, es la 26ta ocasión que un jugador firma una tarjeta de 63 en un torneo major. Se ha realizado en los cuatro torneos máximos del golf.

"La historia del juego (de golf) es algo cercano a mi corazón", dijo Dufner. "Ser parte de la historia, estar ahí para siempre, es un logro pulcro. Nunca pensé que un tipo de Cleveland, Ohio, sería capaz de realizar el tipo de cosas que he sido capaz de hacer", agregó.

Dufner es mejor conocido, en el campo de golf al menos, por haber desperdiciado una ventaja de cuatro golpes con cuatro hoyos por jugar en el Campeonato PGA de 2011. Perdió ante Keegan Bradley en un desempate.

Tomó impulso después del hoyo dos, cuando su golpe de 105 yardas (96 metros) con un palo sand wedge hizo que la pelota aterrizara delante de la bandera y retrocediera para embocar. Dufner mostró su emoción dentro de sus fríos parámetros: simplemente cerró ambos puños.

Dufner totaliza 131 golpes, nueve bajo el par de campo tomando el liderato del campeonato. Le siguen Adam Scott, Matt Kuchar y Jim Furyk con 133 golpes.

¿Y Tiger Woods? Finalizó con un bogey una ronda decepcionante, y al parecer seguirá estancado en su larga racha sin ganar un torneo grande.

Entregó una tarjeta de 70 golpes para sumar 141, uno sobre par. Permanece en 14 majors desde 2008, cuando conquistó el U.S. Open.