Cesan a funcionario chino acusado de soborno

Un poderoso funcionario chino de planeación económica fue expulsado del Partido Comunista y cesanteado de su cargo ante denuncias de corrupción efectuadas en primer término por un prominente periodista.

La caída de Liu Tienan, un funcionario de rango viceministerial, representa un inusual triunfo para aquellos entre el público chino desean que a ciudadanos ordinarios se les asigne un mayor rol en la exposición de corrupción de funcionarios de nivel alto. También pone evidencia la creciente influencia de las redes sociales en China.

"Liu Tienan es el funcionario gubernamental de mayor jerarquía en ser castigado luego de una denuncia por internet", dijo Liu Shanying, un analista político de la Academia China de Ciencias Sociales en Beijing. "Es un logro, y vamos a ver otros casos similares a éste".

Si bien los funcionarios chinos prometen habitualmente tomar medidas enérgicas contra la corrupción rampante que impregna el Partido Comunista y el gobierno, el partido preferiría retener el control sobre el proceso en parte para mantener detalles impropios lejos de la mirada del público.

La agencia anticorrupción el partido informó el jueves que una investigación había encontrado que Liu, ahora ex subdirector de la Comisión de Reforma y Desarrollo Nacional, aceptó sobornos y abusó de su poder.

La Comisión Central de Inspecciones de Disciplina indicó en un comunicado publicado en la página de internet del Ministerio de Supervisión que confiscaría las "ganancias ilícitas" de Liu y entregaría su caso a la fiscalía.

Liu "tomó ventaja de su cargo para buscar ganancias de otros, y tanto Liu como su familia aceptaron una enorme cantidad de sobornos", de acuerdo con el comunicado.

La agencia disciplinaria también llamó a Liu "degenerado moralmente". No se proporcionaron más detalles.

El caso de Liu es inusual porque las acusaciones fueron hechas en su contra por el reconocido periodista chino Luo Changping, subeditor jefe de la revista Caijing, en su microblog en diciembre.

El periodista acusó a Liu de tener lazos turbios con un empresario y estar implicado en cuestionables préstamos bancarios.

Luo no pudo ser contactado en busca de comentarios.