Barco intentará detectar cajas negras de Boeing

Un navío de guerra con un detector de cajas negras de aviación se aprestaba a zarpar el domingo para unirse a la búsqueda de la aeronave malasia desaparecida, un día después de que otros barcos extrajeron objetos del Océano Índico con el fin de determinar si estaban relacionados con el avión.

No se confirmó que ninguno fuera del avión, lo que dejó a los investigadores sin indicios más de tres semanas después de la desaparición del Boeing 777 de Malaysian Airlines.

Veintinueve familiares chinos, en búsqueda de respuestas por parte del gobierno de Malasia con relación a lo ocurrido a sus parientes, llegaron el domingo a Kuala Lumpur, dijo Hugh Dunleavy, director comercial de Malaysia Airlines.

Dos terceras partes de los 227 pasajeros a bordo del vuelo 370 eran chinos, y sus familiares han expresado profunda frustración con las autoridades malasias desde que el avión desapareció de los radares.

El buque de la Armada australiana, el Ocean Shield, tardará entre tres y cuatro días para llegar a la zona de búsqueda, un área aproximadamente del tamaño de Polonia, de unos 1.850 kilómetros (1.150 millas) de extensión al oeste de Australia.

La Autoridad Australiana de Seguridad Marítima (AMSA, por sus siglas en inglés), que supervisa la búsqueda, dijo que el buque estará equipado con un detector de cajas negras --el Localizador Remolcado de Emisores de Ultrasonido de la Armada estadounidense-- y un vehículo submarino no tripulado, así como otros equipos de detección acústica.

Buques de China y Australia extrajeron el sábado objetos descritos solamente como "objetos del océano", pero no se confirmó que alguno estuviera relacionado con el vuelo 370, señaló la AMSA.

En Sydney, el primer ministro australiano Tony Abbott describió la búsqueda más reciente como positiva porque ahora ya se están examinando objetos.

"Aún no hemos podido averiguar qué son esos objetos, pero de todas formas, por primera vez ayer se recuperaron objetos del océano", afirmó.

Un avión chino Ilyushin IL-76 detectó tres objetos flotantes, incluidos dos con colores del avión desaparecido, informó la agencia noticiosa oficial china Xinhua, un día después de que varios aviones y buques que peinaban la nueva área de búsqueda, más cercana a Australia que la anterior, vieron varios objetos más.