UE sanciona a 21 por alentar la secesión de Crimea

Los cancilleres de la Unión Europea impusieron el lunes prohibiciones de viaje y congelamiento de activos a 21 personas de Rusia y Crimea, que a su criterio estuvieron ligadas con las presiones a favor de la secesión de la península ucraniana de Crimea y su posible anexión a la federación rusa.

Las sanciones fueron anunciadas horas después de que el parlamento de Crimea declaró la región como estado independiente, tras un referéndum en el que los residentes de la estratégica península del Mar Negro respaldaron mayoritariamente el domingo independizarse de Ucrania y tratar de adherirse a Rusia.

Los ministros, reunidos en Bruselas, no dieron a conocer de inmediato los nombres y nacionalidades de las personas sancionadas.

Sin embargo, dos diplomáticos dijeron que las sanciones se enfocan en 13 ciudadanos rusos y ocho de Crimea. Los diplomáticos hablaron a condición de no ser identificados debido a que el desglose por nacionalidades no había sido anunciado oficialmente.

Las 28 naciones de la Unión Europea y Estados Unidos han denunciado el referéndum en Crimea como ilegítimo e inconstitucional.

El presidente Barack Obama dijo el domingo a su colega ruso Vladimir Putin que la consulta en Crimea "no sería reconocida" por Estados Unidos. Tanto Obama como otros altos funcionarios de Estados Unidos advirtieron a Moscú que se abstuviera de dar más pasos militares en el sur y el este de Ucrania.

La Unión Europea está caminando por la cuerda floja, al analizar si sanciona a Moscú o mantiene abiertas las líneas de comunicación con Rusia para buscar una solución diplomática a una de las peores crisis geopolíticas del año en su frente oriental.

Antes de la reunión del lunes en Bruselas, el ministro de Relaciones Exteriores alemán, Frank-Walter Steinmeier, dijo que las sanciones deben dejar "las vías y las posibilidades abiertas para evitar una nueva escalada que pueda conducir a la división de Europa".

La Unión Europea ya ha suspendido las conversaciones con Rusia hacia un pacto económico de amplio alcance y un acuerdo de visados. El jueves comienza una cumbre de líderes del bloque, en la que podrían aplicar sanciones económicas contra Rusia desde este fin de semana si Moscú no da marcha atrás.

Los gobiernos occidentales le han pedido a Putin que atenúe la crisis, apoye los planes de Ucrania para reformas políticas, devuelva las tropas rusas en Crimea a sus cuarteles y suspenda los avances y concentraciones militares rusas en Ucrania y sus fronteras.

En Kiev, el nuevo gobierno prooccidental de Ucrania calificó el referéndum del domingo de un "circo", organizado a punta de pistola por Moscú. Putin, sin embargo, insistió en que se realizó en "plena conformidad con el derecho internacional y la Carta de la ONU", y citó como precedente la independencia de Kosovo de Serbia.

___

El periodista de The Associated Press Geir Moulson en Berlín contribuyó a este despacho.

___

Raf Casert está en Twitter como: http://www.twitter.com/rcasert