Zuckerberg se dice molesto por espionaje de NSA

El director general de Facebook Mark Zuckerberg dijo que llamó por teléfono al presidente Barack Obama para expresar su frustración sobre lo que califica como un daño duradero ocasionado por los programas de vigilancia del gobierno de Estados Unidos.

En un mensaje colocado el jueves en su página de Facebook, Zuckerberg escribió que ha estado "confundido y frustrado por los constantes reportes sobre el comportamiento del gobierno estadounidense. Cuando nuestros ingenieros trabajan incansablemente para mejorar la seguridad, nos imaginamos que los estamos protegiendo contra criminales, no de nuestro propio gobierno".

Aunque Zuckerberg no menciona a la Agencia de Seguridad Nacional (NSA por sus iniciales en inglés), colocó el mensaje un día después de que el sitio de noticias Intercept reportó que la agencia suplantó un servidor de Facebook para infectar computadoras de objetivos a vigilar y obtener archivos de un disco duro. El reporte está basado en documentos filtrados por el exanalista de la NSA Edward Snowden.

La NSA calificó el reporte como "inexacto".

"La NSA utiliza sus capacidades técnicas únicamente para apoyar operaciones de inteligencia en el extranjero legales y apropiadas, todas las cuales deben ser realizadas en estricto acuerdo con sus autoridades", dijo la agencia en un comunicado.

Caitlin Hayden, vocera de la casa Blanca, confirmó que el presidente habló con Zuckerberg la noche del miércoles respecto a "reportes recientes en la prensa sobre presuntas actividades de la comunidad estadounidense de inteligencia". La portavoz no hizo más comentarios.

Las empresas de tecnología, como Facebook, Google Inc., Microsoft Corp., han expresado cada vez más abiertamente sus frustraciones por los programas de espionaje del gobierno de Estados Unidos. El mes pasado, ejecutivos de alto rango de las compañías, junto con otros de Yahoo, Twitter, AOL y LinkedIn, pidieron cambios que incluyan un acuerdo del gobierno de que no se recolectará datos en masa de comunicaciones por internet.

En su post del jueves, Zuckerberg pidió al gobierno ser más transparente, pero agregó que, desafortunadamente, "parece que tomará mucho tiempo una reforma completa verdadera".

En enero, Obama ordenó una serie de cambios a los programas de vigilancia masiva que incluyó dar fin al control gubernamental de los datos telefónicos de cientos de millones de estadounidenses, y ordenó a las agencias de inteligencia obtener un permiso de la corte antes de accesar a tales registros. Las compañías tecnológicas tomaron el discurso del presidente como un paso en la dirección correcta, pero dijeron que se necesita hacer más para proteger la privacidad de la gente, así como los intereses económicos de compañías estadounidenses que generan la mayor parte de sus ingresos en el extranjero.