Muere el editor Justin Kaplan

Justin Kaplan, autor e historiador con una debilidad por las controversias, quien escribió una biografía de Mark Twain ganadora del Pulitzer y fue editor general del Bartlett's Familiar Quotations, ha muerto. Tenía 88 años.

Kaplan había padecido por años de Parkinson, dijo el martes su esposa la autora Anne Bernays. Kaplan murió el domingo en el Hospital Mount Auburn en Cambridge, Massachusetts.

Por años fue profesor en la Universidad de Harvard, Kaplan escribió varias biografías aclamadas, especialmente "Mr. Clemens and Mark Twain". Publicada en 1966, fue inmediatamente elogiada como una pieza clave de la literatura sobre Twain, una versión elegante y exacta del turbulento nativo de Missouri y humorista del oeste, que intentó, con muchos trabajos, de encajar en la élite del este. Simplemente al usar a Twain como seudónimo, señaló Kaplan, significaba una vida dividida entre sí mismo.

"Estaba destinado a vivir atormentado por la distinción y la división, siempre ingrata, entre el humorista y el hombre de letras, y no había manera de reconciliar a los dos", escribió", Kaplan. "S.L. Clemens de Hartford se atrevió a cumplir las obligaciones de Mark Twain, el académico viajero".

"Mr. Clemens and Mark Twain" ganó el Premio Nacional del Libro y el Pulitzer. Ha sido elogiada por autores y admiradores de Twain como E.L. Doctorow y Tom Wolfe y sigue siendo un punto de referencia para los biógrafos de Twain.

Kaplan también escribió libros sobre Walt Whitman y el periodista Lincoln Steffens. Sus otras obras incluyen una colaboración con Bernays, "The Language of Names", y más recientemente "When the Astors Owned New York".

En la década de 1980, fue contratado como editor general de Bartlett's Familiar Quotations, el libro de citas célebres más popular y antiguo de Estados Unidos, agregándole algo de la chispa de Twain para revivir lo que parecía una institución rancia. Incluyó citas con groserías, destacando que la gente no podría hablar sin ellas. Agregó mujeres y minorías, se adentró a letras de canciones de rock y a palabras de celebridades como Jerry Seinfeld ("Todos mienten sobre el sexo. La gente miente durante el sexo. Si no fuera por las mentiras no habría sexo"), e incluso encontró citas valiosas en la televisión para niños como el Monstruo Comegalletas ("Yo quiero galleta").

La cita más importante de Kaplan no estaba en el libro sino en una entrevista con un diario cuando reconoció: "no voy a esconder el hecho de que desprecio a Ronald Reagan". Los conservadores se quejaron de que el nuevo Bartlett's, publicado en 1993, tenía sólo tres cita del ex presidente y omitía su orden en la Guerra Fría, "Señor Gorbachov, derrumbe ese muro".

Kaplan aceptó después "me dejé llevar por el prejuicio" e incluyó más citas de Reagan en la siguiente edición, publicada en 2003.

Hijo de un exitoso fabricante de camisas, Kaplan nació en Nueva York en 1925. Era un estudiante tan talentoso y aplicado que entró a Harvard a los 16 años. Estaba fascinado con las palabras y el lenguaje y cuando todavía no cumplía 25 años había editado traducciones de Platón y Aristóteles.

Kaplan se casó en 1954 con Bernays, hija del pionero de relaciones públicas Edward L. Bernays y la escritora Doris E. Fleischman y sobrina nieta de Sigmund Freud. Ambos tuvieron tres hijas.

Poco después de que se casara fue invitado por Max Schuster, cofundador de Simon & Schuster, a ayudarlo a comprar "mejores libros", buscar autores jóvenes y a "tratar diplomáticamente" con escritores tan establecidos como Bertrand Russell y Nikos Kazantzakis, autor de "Zorba el griego".

"Fue divertido trabajar en Simon & Schuster", escribió Kaplan, "no es de sorprender que haya editores que se queden por horas hablando de libros, chismes de la industria editorial y haciendo bromas con botellas de whisky y ginebra en la oficina. Antes de que se convirtiera en un enorme conglomerado la casa editorial era como un campamento de verano para niños intelectualmente hiperactivos".

En vez de flores Bernays pidió que se hagan donaciones en honor a Kaplan para la Fundación Michael J. Fox para la Investigación del Parkinson.