El nuevo presidente iraní presta juramento

El nuevo presidente de Irán pidió el domingo a occidente que abandone el "lenguaje de las sanciones" a la hora de tratar el polémico programa nuclear de su país, en un intento por tratar de aliviar las presiones económicas contra su pueblo.

El presidente Hasan Rouhani habló después de prestar juramento como presidente en una sesión abierta del parlamento, coronando un fin de semana en el que recibió la aprobación del ayatolá Alí Jamenei, el líder supremo de Irán.

Rouhani, un clérigo moderado que obtuvo una aplastante victoria en las elecciones presidenciales del 14 de junio, reiteró su llamado al diálogo con occidente, mientras pidió a las potencias extranjeras que respeten a Irán en sus negociaciones.

"Si ustedes buscan una respuesta adecuada, hablen con Irán con un lenguaje respetuoso, no con un lenguaje de sanciones", dijo el presidente en un discurso transmitido en vivo por la televisión estatal iraní. Agregó que cualquier negociación requerirá "la construcción de confianza bilateral, el respeto mutuo y la disminución de las hostilidades".

Rouhani reemplaza al presidente Mahmud Ahmadinejad, quien tuvo un enfoque de línea dura en su relación con occidente y las sanciones de éste por el programa nuclear iraní, que occidente mira con recelo porque cree que busca fabricar ojivas nucleares. Irán lo niega.

Las sanciones han afectado a las vitales exportaciones de petróleo del país y han bloqueado las transacciones del gobierno en las redes bancarias internacionales. La inflación es de más del 35% y el rial iraní ha perdido más de dos tercios de su valor frente al dólar estadounidense desde finales de 2011.

Muchos iraníes y diplomáticos extranjeros esperan que Rouhani, un ex negociador nuclear, pueda lograr un tono más conciliador en las negociaciones.

Esas esperanzas se percibieron entre quienes asistieron a la toma de posesión, pues entre ellos se encontraban dirigentes y otros representantes de más de 50 países. Fue la primera vez desde la Revolución Islámica de Irán de 1979 que dignatarios extranjeros asistieron a la ceremonia de juramento de un presidente iraní.

Rouhani también presentó al parlamento una lista de ministros que él quiere para su gabinete. El núcleo de su equipo cuenta con figuras cuyos antecedentes académicos incluyen instituciones en California, Washington y Londres.

El nuevo presidente de Irán designó como secretario general de la Presidencia a un empresario con estudios en Estados Unidos, dijeron el domingo los medios de comunicación.

Hasan Rouhani designó a Mohammad Nahavandian, un empresario de 58 años y con un doctorado en economía de la Universidad George Washington, en Washington, precisó la agencia noticiosa oficial IRNA.

En un discurso del sábado, Rouhani dijo que su máxima prioridad será solucionar los problemas económicos. La designación de Nahavandian es considerada un gesto de acercamiento al sector privado.