Ban Ki-moon habla con Castro de derechos humanos

El secretario general de Naciones Unidas, Ban Ki-moon, se entrevistó con el presidente cubano Raúl Castro y habló con él sobre la necesidad de ampliar los espacios para la asociación y expresión.

"Yo enfatizo la importancia de tener un papel más grande en mejorar y promover espacios para que la gente tenga derecho a juntarse pacíficamente y asociarse", expresó el diplomático durante una conferencia de prensa.

Ban indicó que solía hablar de temas de derechos humanos en todos los países a dónde llegaba. La reunión con el mandatario cubano se produjo el lunes.

"Acerca de los casos de detenciones arbitrarias ocurridas en Cuba no tengo información precisa para darles un discurso aquí", agregó Ban. "Pero puedo asegurar que hablé con el liderazgo de Cuba".

Cuba tiene un historial positivo en proveer salud, educación y servicios sociales a la población, pero su modelo electoral no contempla la existencia de partidos, sino que es participativo y suele recibir críticas por ello.

Los disidentes no tienen estatus de opositores y las autoridades los acusan de recibir dinero y orientación de Estados Unidos para desprestigiar a la revolución.

El Secretario de la ONU se encuentra en La Habana como invitado a la cumbre presidencial de la Comunidad de Estados de América Latina y el Caribe (CELAC).

Por otra parte, Ban fue recibido el martes por el ex mandatario cubano Fidel Castro durante unos 55 minutos.

Ban calificó su encuentro con Fidel Castro como "muy conmovedor, muy impresionante, muy impactante, tanto su nivel de alerta espiritual y mental, incluso físicamente lo vi muy fuerte, tenía la voz clara y firme". Señaló que conversaron sobre conflictos en Siria y en Africa, la seguridad alimentaria, la proliferación nuclear y los objetivos de desarrollo del Milenio.

Más temprano, el secretario visitó una escuela de medicina donde se forman como becarios estudiantes extranjeros y les pidió que trabajen para que no mueran niños por enfermedades que se pueden tratar, ni mujeres por labores de parto.

En el acto hubo banderas de todos los países, flores, y decenas de estudiantes de los cuales algunos bailaron a ritmo de música asiática, africana o latinoamericana, para Ban y su comitiva.

Los estudiantes de Camboya, Kim Sour, Yoyrang, y Rus Tam de Bhután, los tres en segundo año en la Escuela, saludaron y le regalaron flores y un sombrero.

Kim Sour dijo que se sienten "alegres y orgullosos de la oportunidad de conocerlo, es una gran experiencia además de un estímulo para seguir trabajando para nuestros países".

En un intercambio con el grupo de estudiantes, Ban recordó la infancia difícil que vivió en su natal Corea, "entonces tenía hambre de estudio y eso me permitió ser secretario general, ahora ustedes deben aprovechar la oportunidad que tienen aquí en Cuba, ustedes también tengan hambre de estudios".

La Escuela Latinoamericana de Medicina fue fundada a finales de la década de 1990 y hasta la fecha se han formado con becas del gobierno cubano más de 20.000 médicos de unos 70 países, por lo general jóvenes de escasos recursos que se comprometen en regresar a trabajar en sus comunidades.

El secretario general de la ONU arribó a la isla el lunes y a su llegada manifestó su interés por conocer los puntos de vista de los jefes de Estado de la región y, además, se mostró "muy interesado en el proceso de cambio que se está dando en Cuba y en saber cómo podemos apoyarlo".

Ban se irá de Cuba el martes en la noche después de una estancia de dos días.

___

Los reporteros Andrea Rodríguez y Peter Orsi contribuyeron con este despacho desde La Habana