Una fuerte tormenta invernal causó serios problemas de viaje en Gran Bretaña y ha ocasionado un gran número de retrasos en el Aeropuerto Gatwick de Londres y en carreteras y vías férreas.

Las autoridades del aeropuerto informaron que su Terminal Norte sufre "importantes apagones" y aconsejó a los pasajeros que revisen el estatus de su vuelo antes de acudir al aerpuerto.

En su página de internet, el Aeropuerto Gatwick reportó el martes por la mañana que ningún tren realiza viajes desde y hacia el aeropuerto.

Funcionarios del sistema ferroviario dijeron que muchos árboles cayeron sobre las vías durante la noche, ocasionando una reducción en su servicio la mañana del martes, uno de los días de viaje más ajetreados del año para los británicos que se dirigen a sus lugares de origen para pasar la Navidad.

Algunas carreteras también fueron cerradas debido a inundaciones y dos decenas de viajeros fueron rescatados de sus vehículos durante la noche tras quedarse varados en las carreteras.