Centenares de hectáreas de bosques y arbustos fueron consumidas por un incendio descontrolado que afecta el sector Rumena, en el sur, informó el lunes la Corporación Nacional Forestal.

Para prevenir desgracias personales la Oficina Nacional de Emergencia del Ministerio del Interior ordenó evacuar la zona, donde hasta la víspera dos casas fueron consumidas por las llamas y otras se encuentran al paso del fuego, por lo que preventivamente cerca de un centenar de personas fueron erradicadas del sector y alojadas en una escuela cercana.

Rumena se ubica en la zona de Arauco, unos 570 kilómetros al sur de Santiago. En el combate del incendio, iniciado hace tres días, participan bomberos, efectivos del ejército y de la Corporación Nacional Forestal, que se han hecho insuficientes, por lo que se esperan refuerzos de la cercana ciudad de Concepción.

De momento no se han cuantificado las hectáreas arrasadas.

Otros tres incendios forestales avanzan sin control a las cercanas áreas de Yumbel, Laja y Negrete, en el sur, y otro siniestro arrasó la zona Valle El Tranquilo, amenazando la Reserva Nacional Palena, 1.500 kilómetros al sur de Santiago, declarada en alerta roja por la Oficina Nacional de Emergencia.

Como en otros países, la mayoría de los siniestros estallan por descuidos humanos.