Un autobús con exceso de pasajeros se salió el jueves de una carretera en los Andes y cayó a un abismo, provocando al menos 15 muertos, entre ellos un bebé de un año, informaron las autoridades.

"Hay 15 fallecidos y 58 heridos, de los cuales cuatro están muy graves, con traumatismo encéfalo craneano", dijo por teléfono a The Associated Press el director de salud de la región andina de Ancash, Carlos Segovia. "El bebé no ha sido identificado al momento".

El accidente ocurrió antes del mediodía en una vía de los Andes, a 216 kilómetros al noreste de Lima, en un centro poblado llamado Mayorarca, en la región Ancash. "El bus se volcó y cayó a un abismo", dijo Segovia quien se comunicó por teléfono satelital con el equipo de rescate en la zona de los hechos.

No es la primera vez que ocurren en Perú estas tragedias, que sufren básicamente peruanos pobres y funcionarios de zonas alejadas, que se ven obligados a trasladarse en autobuses, el único medio que conecta las aldeas con las grandes ciudades del país.

En octubre se produjo el peor accidente del país en tres décadas, cuando murieron 51 campesinos quechuas en la sureste región de Cusco.

Según cifras oficiales, en el primer trimestre de 2013 murieron 781 personas en accidentes de tránsito. En 2012 fallecieron 4.050 personas y en 2011, unas 3.411.