El número de personas que solicitó apoyo por desempleo en Estados Unidos se elevó en 10.000 la semana pasada para llegar a 379.000 ajustado por estacionalidad, el mayor incremento desde marzo, incremento que puede reflejar la volatilidad provocada por las festividades del Día de Acción de Gracias.

El Departamento de Trabajo de Estados Unidos informó que el promedio de cuatro semanas, menos volátil que el semanal, aumentó 13.250 para situarse en 343.250, el segundo incremento consecutivo.

Las solicitudes de apoyo por desempleo son una aproximación a la cantidad de despidos. El mes pasado cayeron a un nivel cercano al más bajo en seis años debido a que menos compañías hicieron despidos, pero hace dos semanas aumentaron en 64.000 para llegar a 369.000.

Los economistas desestimaron ese aumento bajo el argumento de que probablemente reflejó que el Día de Acción de Gracias cayó a fin de mes, lo que puede distorsionar los ajustes estacionales. Si la tendencia continúa sería una perturbadora señal de que aumentan los despidos.

La cantidad de personas que recibe los apoyos aumentó considerablemente. Más de 4,4 millones recibieron subsidios en la semana que concluyó el 30 de noviembre, el último dato disponible, lo que representó 600.000 más que la semana previa. Esas cifras no están ajustadas estacionalmente.

No obstante, la mayoría de los datos del mercado de trabajo son positivos y los economistas esperan que el número de solicitudes de ayuda por desempleo se reduzca pronto.

"Nos inclinamos a ignorar los datos de aumento de solicitudes recientes", dijo Joseph LaVorgna, economista del Deutsche Bank. "Vemos poca evidencia que sugiera que la tendencia en el mercado de trabajo haya cambiado significativamente".

La creación de empleos ha tenido buen desempeño en meses recientes. La economía ha creado un promedio de 204.000 empleos al mes de agosto a noviembre, una sólida mejoría respecto al principio de 2013. La tasa de desempleo cayó en noviembre a nivel de 7%, el más bajo en cinco años.

La tasa de desempleo sigue por encima del promedio histórico de entre 5 y 6%, que se asocian con mercados de trabajo robustos.

El presidente de la Reserva Federal Ben Bernanke dijo el miércoles que espera que continúe la creación de trabajos. Los estadounidenses están gastando más y la economía tiene menos restricciones por impuestos altos y recortes presupuestales, dijo.

Esas tendencias han "aumentado nuestra confianza de que el aumentará el crecimiento del mercado de trabajo", dijo Bernanke en conferencia de prensa

La Reserva Federal anunció el miércoles que reducirá su compra mensual de bonos del Tesoro de 85.000 millones a 75.000 millones.