La ONU dijo el lunes que va a necesitar 13.000 millones de dólares en ayuda en el 2014 para al menos 52 millones de personas en 17 países, incluyendo los millones de sirios que han sido desplazados por la guerra civil.

"Esta es la mayor suma que hemos tenido que solicitar para inicios de un año", dijo Valerie Amos, titular de la oficina de la ONU para ayuda humanitaria. "La complejidad y la magnitud de lo que estamos haciendo continúan aumentando todo el tiempo".

La ayuda va a ser proveída por 500 organizaciones, incluyendo las principales agencias de Naciones Unidas para compra de alimentos, asistencia a refugiados y la infancia.

Aproximadamente la mitad de los 12.900 millones de dólares solicitados, unos 6.500 millones, serán destinados a la entrega de alimentos, albergue y atención médica en Siria y países vecinos afectados por la guerra.

"Este es el mayor pedido que hayamos hecho para una sola crisis", dijo Amos.

En Siria, hay unos 2,5 millones de personas en "comunidades de difícil acceso" a causa de combates y problemas de seguridad, dijo.

El conflicto de casi tres años ha causado más de 100.000 muertes y desplazado a millones de personas, e incluso si acabase mañana la ayuda humanitaria tendría que proseguir, dijo Amos.

"Estamos enfrentando una situación aterradora en la que, para finales del 2014, en Siria podría haber más personas desplazadas o en necesidad de ayuda humanitaria que personas que no la necesiten", dijo António Guterres, Alto Comisionado de la ONU para Refugiados.

"Eso es mucho más que lo que hemos visto en muchos, muchos años, y hace mayor la necesidad de una solución política", dijo.

Hace un año, el pedido de ayuda humanitaria de la ONU con vistas al 2013 fue de 8.500 millones de dólares, pero la guerra civil en Siria obligó a la organización a aumentar la cifra a 13.600 millones. La ONU y otros funcionarios de ayuda dijeron el lunes que su petición de fondos para 2013 sólo será satisfecha al 60%.

Esa falta de fondos dejará a muchas personas hambrientas, desamparadas y sin protección ante la violencia, dijeron.

"La comunidad de organizaciones no gubernamentales está muy preocupada de que los pedidos de este año aún carecen de fondos suficientes. Eso deja vacíos a la hora de satisfacer necesidades humanitarias inmediatas y demora el proceso de recuperación para millones de civiles, dejando daños insoportables por años", dijo Jasmine Whitbread, directora de Save the Children International.

Dijo que los pedidos del 2013 para Haití, Somalia, Yibuti, la República Centroafricana y las Filipinas "reciben menos del 50% de los fondos que solicitan".

La ONU admitió que el pedido para el 2014 es enorme, "pero alcanzable".

___

La periodista de The Associated Press Barbara Surk en Beirut contribuyó a este despacho.