Un autobús de pasajeros se precipitó desde una carretera elevada en un suburbio de Manila y cayó sobre una camioneta que pasaba por debajo lo que causó la muerte de 17 personas y heridas a 16, informaron la policía y personal de hospitales y de funerarias.

Imágenes de televisión muestran cadáveres dispersos en torno a los restos del vehículo. La camioneta quedó convertida en un montón irreconocible de metales retorcidos.

El autobús se salió de la carretera elevada para aplastar a la camioneta que circulaba a 10 metros (32 pies) por debajo en el suburbio de Paranaque en la madrugada, dijo la superintendente de policía Elizabeth Velásquez.

Se desconocía por el momento la causa del accidente pero la carretera estaba resbalosa por la lluvia, informó Ivy Vidal, una portavoz de la corporación de operaciones y mantenimiento de la carretera.

Irene Sisperes, una automovilista que presenció el incidente, dijo que conducía en compañía de su hija a 80 kilómetros (50 millas) por hora cuando el autobús la pasó. Calculó que iba entre 100 y 110 kilómetros (62 y 68 millas) por hora.

Agregó que todavía estaba oscuro y llovía. "Después de unos pocos metros, vi que caía el autobús y grité '¡Se cae el bus! ¡Se cae el bus!", dijo a la radio DZMM, y agregó que no había otros automóviles cerca.

Sisperes dijo que vio la baranda dañada de la carretera y que reportó el accidente en el puesto de peaje.

Velásquez había informado inicialmente que hubo 21 muertos y 20 heridos, pero poco después aclaró que en la confusión se habían contado de más. Agregó que estaba verificando informes de 17 muertos.

Angelo Dequina, empleado de una funeraria, dijo que 17 cadáveres del accidente fueron llevados a su local desde hospitales y el lugar del accidente.

Llamados telefónicos a cinco hospitales donde fueron llevados los heridos dijeron que por lo menos habían admitido a 16 heridos.

Velásquez había dicho que el conductor de la camioneta murió y que el del autobús estaba gravemente herido. Pero la doctora Carmencita Solidum, directora médica del Hospital de Paranaque, dijo que los dos conductores estaban entre los diez heridos internados en sus instalaciones.