Cientos de policías se movilizaron el martes contra un extenso campamento de protesta instalado en el centro de Kiev y se enfrentaron con manifestantes cuando trataron de retirar barricadas.

Los manifestantes gritaban "¡Qué vergüenza!" y "¡Resistiremos!", y entonaban el himno nacional.

La incursión en el campamento sobre la Plaza de la Independencia se lanzó a pesar de la visita de dos altos diplomáticos de Occidente que buscan tratar de calmar la tensión entre la oposición y el presidente Víktor Yanukovich.

La policía trató de desmantelar las barricadas que rodean el campamento, pero se replegaron ante la resistencia opuesta por los manifestantes. Los policías se apostaron en el perímetro del campamento, luego comenzaron a enfrentarse con los inconformes y de nuevo trataron de quitar las barricadas.

Las protestas comenzaron a finales de noviembre después que Yanukovich desistió de firmar un acuerdo con la Unión Europea para profundizar los vínculos políticos y económicos. El pacto era apoyado por casi la mitad de los ucranianos, según sondeos. El acuerdo haría a la ex república soviética más orientada hacia Occidente y sería una importante pérdida para Rusia, que ha controlado o influido fuertemente en Ucrania durante siglos.

El enfrentamiento en el campamento de los manifestantes ocurrió mientras la jefa de política exterior de la UE, Catherine Ashton y la asistente del secretario norteamericano de Estado Victoria Nuland estaban en la ciudad para tratar de mediar entre el gobierno y la oposición.

Intentando desactivar un enfrentamiento político que amenaza su liderazgo, Yanukovich pidió el martes la liberación de los manifestantes detenidos en las protestas multitudinarias que han ocurrido en Kiev y prometió que el país todavía está interesado en integrarse con Europa.

Sin embargo, sus esfuerzos no fueron suficientes para las demandas de la oposición, la cual pide la renuncia de su gobierno, y ambas partes no parecen estar cerca de una solución que pueda trazar un futuro seguro para su país, que tiene problemas económicos.

Poco después de que Yanukovich hablara en televisión, el principal líder opositor Arseniy Yatsenyuk dijo a los manifestantes en la plaza que los líderes de las movilizaciones siguen insistiendo en sus demandas clave: que el presidente destituya al gobierno, nombrar uno nuevo comprometido con firmar el acuerdo de asociación con la UE, liberar a los manifestantes detenidos y castigar a los policías que golpearon a activistas pacíficos.

___

Yuras Karmanau en Kiev y John-Thor Dahlburg en Bruselas colaboró a este despacho.

___

Danilova está en Twitter como: https://twitter.com/mashadanilova