Pese a que el Arsenal perdió impulso el domingo al ceder un empate 1-1 ante el Everton cerca del final, los Gunners aumentaron a cinco puntos la ventaja sobre sus escoltas Liverpool y Chelsea en la Liga Premier.

Por su parte, el Fulham rompió su racha de derrotas al derrotar al Aston Villa para darle el nuevo técnico Rene Meulensteen su primera victoria.

Arsenal no consiguió aprovechar del todo los tropiezos de sus principales rivales luego de que el suplente del Everton Gerard Deulofeu igualó el partido a los 84 minutos con un fuerte disparo desde un ángulo cerrado.

El alemán Mesut Oezil había abierto el marcador para el equipo londinense a los 80 minutos al conectar un centro rasante dentro del área.

De cara a una quincena crucial en la que se enfrentará al Napoli por la Liga de Campeones, así como al Manchester City y el Chelsea por la Premier, el Arsenal sigue en lo más alto de la tabla con cinco puntos sobre sus perseguidores más cercanos.

"No es malo, idealmente quería siete (puntos) pero al menos tenemos cinco", dijo el técnico del Arsenal Arsene Wenger sobre el margen de su equipo. "Eso da un colchón para jugar de manera serena contra otros equipos".

Luego de que Chelsea perdió 3-2 contra el Stoke y Manchester City igualó 1-1 en Southampton el sábado, Arsenal con toda seguridad lamentará que no haya entrado el disparo del atacante francés Olivier Giroud que pegó en el travesaño en el último suspiro del encuentro.

En busca de su primer trofeo desde el año 2004, los Gunners tuvieron un sólido arranque este año pero algunos críticos siguen expresando dudas sobre sus credenciales al título, a pesar de su impresionante combinación de velocidad y estilo.

"Mientras tengamos cinco puntos de ventaja nadie puede descartarnos por más que quiera", dijo Wenger. "Así que mantendremos ese colchón. Eso demuestra que será una Liga Premier dura y que al final la consistencia será premiada. En nuestro caso la consistencia se remite a mantener esta actitud hasta el final de la temporada".

Everton, que venía de vencer a Manchester United a mediados de semana, tuvo otro desempeño destacado y jugó con determinación. Fue superior en la primera etapa pero Arsenal tuvo las mejores oportunidades en el segundo tiempo, que se vieron frustradas más de una vez por las atajadas oportunas del arquero estadounidense del Everton, Tim Howard.

En el otro encuentro de la jornada Fulham, amenazado con el descenso, cortó una racha de seis derrotas con una victoria sobre Aston Villa por 2-0 con goles de Steve Sidwell y Dimitar Berbatov en la primera mitad.

Antes del partido, se tributó un minuto de aplausos en Craven Cottage en memoria del fallecido expresidente sudafricano Nelson Mandela, que murió el jueves.

A los 21 minutos Berbatov remató de cabeza y el arquero del Villa, Brad Guzan, desvió la pelota que dio en el travesaño, pero nada pudo hacer cuando Sidwell aprovechó para anotar.

A los 30, Alexander Kacaniklic fue derribado en el área por Leandro Bacuna y Berbatov anotó de penal engañando al arquero.

Fue la primera victoria de Fulham desde que asumió el técnico Rene Meulensteen en sustitución del despedido Martin Jol.