Senado confirma a James Comey para dirigir el FBI

El Senado confirmó por mayoría a James Comey para que dirija el FBI después de que el senador Rand Paul puso fin a una estrategia dilatoria contra su nominación debido a una inquietud por el uso de aviones no tripulados dentro de Estados Unidos.

La votación del lunes, que se resolvió con 93 sufragios a favor y uno en contra, puso a Comey en camino para suceder a Robert Mueller, que dejará el puesto en septiembre después de estar 12 años al frente de la agencia. Paul fue el único que votó en contra.

Comey fungió como el segundo funcionario de mayor rango en el Departamento de Justicia bajo el gobierno del presidente George W. Bush. Atrajo la atención del público en 2004, cuando desafió a altos funcionarios de la Casa Blanca de ese entonces que querían que el Departamento renovara un programa que autorizaba efectuar escuchas sin orden judicial de llamadas telefónicas domésticas y correos electrónicos.

Paul, republicano de Kentucky, había estado bloqueando la votación sobre la nominación de Comey. Suspendió repentinamente su estrategia después de informar que el FBI le había mandado una carta que respondía a sus preguntas al respecto.