Mainz sacó el viernes un empate a 1-1 en Nuremberg cuando un gol postrimero de Shinji Okazaki negó al equipo local el que hubiera sido su primer triunfo en la liga alemana de fútbol esta temporada.

Park Joo-ho envió un pase largo al goleador japonés Okazaki para que anotara a los 75 minutos en disparo al segundo poste.

Fue la primera oportunidad real de anotar del conjunto visitante en el segundo tiempo, luego de que el Nuremberg falló varias oportunidades para ampliar su ventaja después de que Per Nilsson abrió el marcador en remate de cabeza a los cinco minutos de juego.

Los goleadores de Mainz, Nicolai Mueller y Eric Maxim Choupo-Moting, fallaron enormes oportunidades para ganar el enfrentamiento en los últimos minutos, antes de que su compañero de equipo Peter Sliskovic fuera expulsado por juego peligroso a los 90 minutos.

Nuremberg se mantiene en el penúltimo lugar de la tabla de posiciones antes de jugarse el resto de la 15ta jornada, y ostenta el cuestionable honor de tener una racha de 15 partidos sin victoria, la más larga en la Bundesliga.