Ataque suicida deja 7 muertos en Afganistán

Un atacante suicida detonó su carga explosiva en un bazar en el este de Afganistán, matando a siete personas, dijo el sábado un funcionario.

Los enfrentamientos y atentados en torno a Afganistán en los últimos dos días han dejado 15 muertos, incluyendo 11 policías afganos y cuatro civiles.

Las fuerzas afganas han encabezado el mantenimiento de la seguridad en todo el país desde mediados de junio, cuando las fuerzas extranjeras transfirieron su control.

El Talibán aumentó sus ataques desde entonces e intenta aprovechar la retirada de las fuerzas extranjeras de Afganistán para finales de 2014. Los insurgentes han atacado con mayor frecuencia a las fuerzas de seguridad afganas y los funcionarios gubernamentales.

En uno de esos casos, un insurgente suicida atacó el viernes por la noche al comandante policial de una aldea en el distrito de Qarabagh, en la provincia de Ghazni, dijo el gobernador provincial adjunto Mohamad Alí Ahmadi. Según Ahmadi, el atacante, que se desplazaba en una motocicleta cargada de explosivos, mató al comandante de la policía local Dawlat Khan, a tres de sus hombres y a tres civiles que se encontraban en el bazar.

La policía local afgana es la fuerza de choque en la lucha contra el Talibán. Sus miembros son atacados con frecuencia por los insurgentes que los consideran una amenaza directa a su capacidad de operar.

Un promedio de 50 a 70 policías afganos mueren cada semana a manos de los islamistas.

En la provincia de Helmand, una carga explosiva colocada al pie de una carretera en el distrito provincial de Gerashk mató a una familia de cuatro miembros, entre ellos dos niños, dijo el jefe de policía Hikmatullah Akmal. Además, una bomba mató a un agente en otro incidente separado, dijo un comunicado.

El sábado, los insurgentes intentaron matar al gobernador de la provincia norteña de Samangan, Khirullah Anosh, con una carga explosiva accionada por control remoto.

__

Los periodistas de The Associated Press Patrick Quinn en Kabul y Mirwais Khan en Kandahar contribuyeron a este despacho.