China se distancia en medallero

El ámbito de los clavados sigue siendo territorio abonado para China en el mundial de natación, y el jueves el país asiático sumó dos nuevas medallas en la modalidad, cuando Si Yajie y Che Ruolin se llevaron el oro y la plata, respectivamente en la plataforma individual de mujeres.

Che, doble campeona olímpica y ganadora en Barcelona de la plataforma sincronizada, era considerada la gran favorita para la victoria; pero fue su compañera Si, debutante de apenas 14 años, la que acabó subiendo a lo alto del podio, mientras que el bronce fue para la ucraniana Iuliia Prokopchuk.

Maria Betancourt consiguió la mejor clasificación de la historia de Venezuela en la modalidad, acabando séptima, mientras que la mexicana Alejandra Orozco, medallista en Londres 2012, firmó una discreta actuación y finalizó 11ma.

En la mañana, Qin Kai y He Chong clasificaron primero y segundo, respectivamente, a la final varonil de trampolín de tres metros que se disputa el viernes, proyectando así nuevas preseas para China. El ruso Evgeny Kuznetsov puntuó tercero en la semifinal y el mexicano Yahel Castillo, cuarto.

China lidera el medallero global con 13 metales: seis de oro, cinco de plata y dos de bronce, y ha ganado seis de las siete finales de clavados disputadas.

En el puerto de Barcelona, Alemania se impuso en la prueba de aguas abiertas por equipos, nadando los cinco kilómetros de la carrera con un tiempo de 52 minutos y 54.9 segundos.

Christian Reichert e Isabelle Harle acompañaron en lo alto del podio a Thomas Lurz, quien ya suma seis preseas de oro mundialistas en su carrera pero no quiso confirmar si competiría o no en los próximos Juegos Olímpicos de Río de Janeiro.

El trío griego formado por Spyridon Gianniotis, Antonios Fokaidis y Kalliopi Araouzou se llevó la plata con un tiempo de 54 minutos y 3.3 segundos. Gianniotis venía de imponerse el lunes en la prueba de los 10 kilómetros individuales.

Poliana Okimoto, ganadora del oro la misma modalidad femenil y de la plata en los cinco kilómetros, consiguió su tercera presea del mundial gracias al tercer lugar del equipo brasileño, integrado también por Samuel De Bona y Allan Do Carmo, que tocó la meta solo dos décimas de segundo después de Grecia.

El equipo argentino cruzó la meta 15to, justo por delante de México y Venezuela.

Rusia, segunda en el medallero global con siete preseas, se adjudicó la final del dueto libre en la natación sincronizada, donde es la auténtica dominadora con cinco triunfos de cinco posibles.

Svetlana Romashina, quien ya acumula cuatro oros en Barcelona y 14 en su carrera, subió a lo alto del podio junto a su compañera Svetlana Kolesnichenko. La pareja china de Jiang Tingting y Jiang Wenwen ocupó el segundo lugar y las españolas Ona Carbonell y Marga Crespí, el tercer cajón.

En waterpolo femenil, la campeona olímpica Estados Unidos no tuvo piedad de Alemania, a la que derrotó por 16-4 para seguir invicta en el grupo C. La subcampeona y anfitriona España castigó todavía más, 20-4, a Uzbekistán, para mejorar su foja a 2-1 en el grupo A.